Suscríbete

Faro de Vigo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La duna de O Carreiro se recupera, el yacimiento de Adro Vello se pudre

Una de cal y otra de arena en la costa de San Vicente

Cordón dunar de O Carreiro, en el que se encuentra el yacimiento de Adro Vello y donde se colocaron postes de madera y cordeles para favorecer la regeneración natural. M. Méndez

El yacimiento arqueológico de Adro Vello es una joya patrimonial del Concello de O Grove que sigue sumida en un preocupante abandono y que, por muchas promesas que se realicen y se repitan, es incapaz de salir a flote, sobre todo debido a la falta de entendimiento y predisposición de las diferentes Administraciones públicas.

Se sitúa en el cordón dunar de la playa de O Carreiro, el cual vive una situación radicalmente opuesta y mucho más esperanzadora, desde que se puso en marcha un programa de regeneración ambiental que empieza a dar sus frutos.

LA CARA: El vallado identifica los puntos de acceso a la playa y propicia la regeneración del cordón dunar en el que se asienta Adro Vello. | // M. MÉNDEZ

Ocupan el mismo espacio, pero son como la cara y la cruz de una misma moneda, dos polos opuestos que por un lado provocan lamentos y por el otro, felicitaciones.

La necrópolis

Poco más se puede decir del yacimiento, ya que todo está dicho en relación con el abandono que padece ese lugar en el que se localizaron los restos humanos de una necrópolis romana, además de diferentes utensilios de aquella época y otros muchos elementos de etapas anteriores y posteriores que gozan de un indudable valor histórico y cultural .

LA CRUZ: El yacimiento de Adro Vello presenta un preocupante estado de abandono. M. Méndez

En cuanto a la recuperación del cordón dunar, la cual propicia la recuperación y consolidación de diferentes especies de flora y fauna, puede concretarse que es una iniciativa de la Consellería de Medio Ambiente.

42

Adro Vello, quién te ha visto y quién te ve Manuel Méndez

A través del Fondo Europeo Agrícola de Desarrollo Rural se invirtieron alrededor de 20.000 euros para colocar postes de madera y cordeles con los que impedir el paso por la duna, propiciando así una regeneración de la misma de forma totalmente natural, como sucedió en su momento en el istmo de A Lanzada, por citar uno de los ejemplos más destacados.

El yacimiento arqueológico, que sigue abandonado y con la alambrada también deteriorada. | // M. MÉNDEZ

Con esta acción no solo se impide el paso sobre la duna, sino que se determinan convenientemente los puntos de acceso peatonal a la playa de O Carreiro, perteneciente a la Zona de Especial Conservación (ZEC) Complexo Ons-O Grove.

El cordón dunar de O Carreiro se recupera mientras Adro Vello agoniza. M. Méndez

Un entorno privilegiado que comparte protección con espacios como el istmo de A Lanzada y el tramo costero exterior de la península grovense, entre los lugares de Reboredo y San Vicente do Mar, donde también se sitúa la laguna Bodeira.

En la dirección xeral de Patrimonio Natural de la Xunta de Galicia explican que esta intervención se afronta con cargo a las ayudas para “mantenimiento, recuperación y rehabilitación del patrimonio cultural natural de las poblaciones, del paisaje rural y de las zona con alto valor natural”, como es el caso.

Compartir el artículo

stats