Suscríbete

Faro de Vigo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Vigo canta y baila a los pies de la Ría

El Festival Latitudes llena hasta los topes el Peirao de Trasatlánticos para disfrutar de Zålomon Grass, Bala, Mando Diao y Two Door Cinema Club

Festival Latitudes en Vigo: así sonó su estreno

Así sonó el estreno de la cita. R. V.

Para ver este vídeo suscríbete a Faro de Vigo o inicia sesión si ya eres suscriptor.

Así sonó el estreno de la cita. R. V.

El Peirao de Trasatlánticos se transformó ayer en el epicentro de la música en la ciudad. Miles de personas llegadas de todas partes de Galicia se reunieron para cantar y bailar en una zona de la ciudad que no suele ser usada para acoger conciertos y, menos, de bandas de la talla como las que anoche actuaron en el corazón del Porto de Vigo.

El pistoletazo de salida lo dio el trío vigués Zålomon Grass, un proyecto que se asienta en el blues-rock y la psicodelia setentera. Y no pudieron hacerlo de mejor forma. Progresivamente fueron medrando a la vez que la energía entre el público iba subiendo y el Sol bajando.

Tras ellos llegaron Bala para romper todos los moldes. Las gallegas Violeta Mosquera (batería y voz) y Anxela Baltar (guitarra y voz) ya son conocidas en todo el Estado por sonar como un ejército de rock pese a ser solo dos personas. Una virtud al alcance de pocos que ayer volvieron a demostrar a golpe de grito, guitarra y batería. Aunque ya han dicho en repetidas ocasiones que las etiquetas no son lo suyo, su música podría encajarse a medio camino entre el stoner rock y el grunge. Sea cual sea la mejor manera de definirla, lo que es innegable es la fuerza con la que ayer hicieron vibrar los cimientos del puerto, las voces y los cuerpos de todos los que pudieron disfrutarlas.

20

Las mejores fotos del comienzo del festival. José Lores

La energía entre el público parecía haber tocado techo, pero unos minutos después del final de Bala, los suecos Mando Diao llegaron para estrenar la noche tupida. Uno de sus temas, casi un himno en las discotecas alternativas, Dance with somebody, arrancó el mayor coro multitudinario de la noche acompañado de saltos y un furor casi indescriptible. Aunque, a decir verdad, todo el concierto fue desbordante.

Y el cierre de la noche no fue menos. La organización del Festival Latitudes, la productora Esmerarte, tenía guardado uno de los platos fuertes del evento: Two Door Cinema Club. O lo que es lo mismo, otra fábrica de himnos indie. A quien vivió el concierto no habría ni que explicárselo. Un mar de voces cantó al unísono el estribillo de su tema más popular: And I can tell just what you want, you don’t want to be alone.

Entre toda la euforia y para garantizar la seguridad en la zona, la Guardia Civil prohibió a las embarcaciones de recreo fondear en las inmediaciones durante la celebración de estos eventos. Sin embargo, podrán seguirse desde el Náutico de forma gratuita también durante los conciertos de esta noche.

Turno para The Vaccines, Iggy Pop y C. Tangana

Pero el Festival Latitudes no ha acabado. Esta noche será el turno de otros cinco artistas que completarán un gran fin de semana de música para la ciudad. Primero arrancarán los pontevedreses, Furious Monkey House a las 19.30 horas; los siguen los vigueses Aphonnic a las 20.45; la estrella Iggy Pop hará gala de su rock salvaje y visceral para demostrar que sigue siendo “la Iguana”, capaz de desafiar al tiempo, sobrevivir a los excesos a las 22.15; la gran bada de indie The Vaccines a las 00.30; y cerrará la noche Silvia Superstar con una sesión DJ a las 01.45.

Más música para el verano

Para lo que queda de mes y septiembre, la Xunta también ha preparado otros dos platos fuertes: el concierto de C.Tangana, que se celebrará el veintitrés de agosto —también en el Peirao de Trasatlánticos del puerto— y la guinda que se anunció para el ocho de septiembre: Muse en el estadio de Balaídos.

Compartir el artículo

stats