Suscríbete

Faro de Vigo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La sobrecarga en Primaria provoca que haya centros de salud sin citas hasta Nochebuena

Pacientes a la salida de un centro de Atención Primaria en Vigo

Estaba previsto que diciembre sería un mes complicado para la Atención Primaria viguesa. Los motivos son varios. En primer lugar, es la época con una mayor afluencia de pacientes con patologías respiratorias, y a todos ellos hay que someterlos a un test de antígenos para descartar la presencia de COVID.

La falta de personal y el repunte de pacientes con sospecha de COVID disparan las consultas diarias de algunos médicos de familia de la ciudad a cerca de sesenta | La demora ronda las dos semanas también para analíticas

La sexta ola de la pandemia precisamente no ayuda en absoluto a rebajar la sobrecarga asistencial en los centros de salud, porque cada día atienden a decenas de personas que acaban dando positivo en coronavirus. A este aumento de enfermos en esta época se le une la falta de profesionales en muchos ambulatorios al no poderse cubrir las bajas. Es más, alguno como el de Pintor Colmeiro, uno de los centros con mayor actividad de la ciudad, está en el turno de mañana con la mitad de los médicos de la plantilla entre facultativos que están de baja y otros de días libres o vacaciones.

  • La sexta ola desborda los PAC del área de Vigo y los médicos avisan: “Está siendo un tsunami”

Todo esto está formando un cóctel explosivo que está derivando en importantes problemas a los pacientes. Por ejemplo, en las dificultades para conseguir cita. Porque hay varios médicos de familia de Vigo de centros de salud precisamente como Pintor Colmeiro, Rosalía de Castro-Beiramar o Teis que no tienen hueco disponible hasta dentro de dos semanas, es decir, hasta Nochebuena. ¿Y eso a qué lleva? Pues a que la gente se esté presentando en los diferentes ambulatorios (y también en los PAC) para que los atiendan por urgencias, ayudando a aumentar el colapso en Atención Primaria. Esta circunstancia aumenta, y de qué forma, la carga de trabajo en los facultativos.

  • Sanitarios denuncian agresiones y amenazas por el colapso en Primaria

Varios médicos de familia de Vigo apuntan a que hay días que atienden, entre pacientes citados, urgencias y salidas a los domicilios, a unas sesenta personas, lo que obliga a estirar los horarios de sus turnos, que normalmente son de ocho a tres en horario de mañana, pisándose con sus compañeros de la tarde. Los médicos no dan abasto y están completamente al límite. Precisamente ayer una facultativa del centro de salud de Rosalía de Castro-Beiramar estaba pasando consulta y la llamaron para salir por una urgencia en un domicilio, dejando “desierta” su consulta y obligando a retrasar los horarios de atención de las personas que estaban esperando. Precisamente en este ambulatorio, en el turno de mañana, se quedan únicamente cuatro facultativos de los siete en plantilla debido a vacaciones y días libres.

Las personas contagiadas en el área viguesa ya superan las 2.700

“Hay compañeras que están diciendo que no aguantan más, las urgencias entran de tres en tres. Es sin duda la peor ola de la pandemia que hemos visto en los centros de salud”, asegura una profesional sanitaria, en la misma línea que se mostraban en la información ayer publicada por FARO las doctoras que trabajan en los Puntos de Atención Continuada (PAC) del área sanitaria de Vigo, que calificaron esta ola como un “tsunami”.

  • El déficit de médicos en Atención Primaria se agrava: 400 jubilaciones en cuatro años

Toda esta situación, que provoca una auténtica masificación diaria de pacientes en varios centros de salud y en los PAC, donde ya se están haciendo diagnósticos de gripe, no solo provoca esperas para conseguir cita con el médico de cabecera, sino también para pruebas como analíticas. Por ejemplo, en la Doblada esa demora en los análisis que no son urgentes llega hasta los quince días, al igual que en otros ambulatorios.

Los facultativos ya avisan que la Atención Primaria viguesa no está preparada para afrontar esta sexta ola del COVID. Y las cifras cada vez son más preocupantes. Según el informe de este miércoles de la Consellería de Sanidade, en la ciudad y los municipios del entorno hay 2.880 pacientes con coronavirus, unas cifras que no se veían desde el pasado mes de agosto, con Moaña, Porriño, Redondela, Tui, Mos, Salvaterra de Miño, Arbo, Salceda de Caselas y Mondariz-Balneario como las localidades con mayor incidencia. El propio conselleiro de Sanidade, Julio García Comesaña, reconocía ayer que las áreas sanitarias de Vigo y Ourense son las que más preocupan por la evolución del número de contagios. 

El Meixoeiro contará con un nuevo acelerador lineal para tratar a pacientes oncológicos

El conselleiro de Sanidade, Julio García Comesaña, visitó ayer el hospital Meixoeiro para comprobar los trabajos de instalación de un nuevo acelerador lineal destinado al tratamiento de pacientes oncológicos en este centro sanitario. Los trabajos de ensamblaje e instalación durarán hasta finales de mes, cuando el dispositivo ya realizará sus primeras pruebas.

Puente (i.) y Comesaña (3i.) y Fernández-Tapias (3d.), con otros responsables del Sergas en el Meixoeiro. Carlos Ponce

A comienzos del próximo año por tanto entrará en funcionamiento el que ya es el último de los equipos de un contrato adjudicado en 2015 para la adquisición e instalación de diez aceleradores lineales en los servicios de radioterapia y la actualización de los dos equipos ya existentes. Este contrato, recordó el conselleiro, recibió la financiación de la Fundación Amancio Ortega, por un importe de 14,5 millones de euros, y gracias a ello, 27.400 pacientes con 55 tipologías diferentes de cáncer fueron tratados con estos dispositivos a los que ahora se suma este décimo acelerador, ubicado en el Meixoeiro. El acuerdo también sirvió para financiar la instalación de 16 mamógrafos.

Julio García Comesaña recordó además las partidas que el Sergas tiene asignadas en los presupuestos de 2022, entre las que destacó las destinadas a la renovación del equipamiento tecnológico de los hospitales. Por ejemplo, el gobierno gallego acaba de adjudicar, por cerca de 90.000 euros, el contrato para dos nuevos ecógrafos destinados al servicio de Ginecología de Vigo, junto a otros dispositivos que también llegarán a las áreas de Urgencias y Radiodiagnóstico.

Compartir el artículo

stats