Vigo y las grandes ciudades gallegas quedan confinadas perimetralmente y las reuniones solo se podrán realizar entre personas convivientes. Son dos de las nuevas restricciones que acaba de anunciar el conselleiro de Sanidade, Julio García Comesaña, tras la reunión celebrada esta mañana entre los responsables de la Dirección Xeral de Saúde Pública y el comité clínico.

Esta decisión, como ya se adelantaba ayer, persigue entre otras cosas y como admitió el conselleiro García Comesaña, frenar la movilidad durante el puente de Todos los Santos y evitar que el número de contagios por coronavirus continúe escalando tanto en la ciudad olívica, donde los casos se han disparado en los últimos días, como en el resto de urbes gallegas. Entrará en vigor a las 15.00 horas de hoy y se alargará al menos hasta el próximo martes.  "Se trata de limitar los movimientos de entrada y salida en la Galicia urbana", admitió el máximo responsable de Sanidade.

García Comesaña: "Se trata de limitar los movimientos de entrada y salida en la Galicia urbana"

Pero Vigo no es la única gran urbe con este cierre y con limitación de reuniones a solo personas convivientes. También afecta a Ourense, donde ya estaba activa, y se suma Santiago, A Coruña, Ferrol, Pontevedra y Lugo. Además, se extiende también a los municipios de: Ames, Teo, Arteixo, Narón, Fene, Neda, Vimianzo, Poio y Marín; y se mantiene en Barbadás, Vilardevós, Verín, Oímbra, O Carballiño, Borborás y O Irixo.

12

Cierre perimetral de Vigo: un puente de Todos los Santos Confinados

Para velar por el cumplimiento de estas medidas la Delegación del Gobierno prepara un operativo, conformado por la Guardia Civil y la Policía Nacional, para vigilar las entradas y salidas a las ciudades gallegas.

  • ¿QUÉ PUEDO Y NO PUEDO HACER EN VIGO Y EN EL RESTO DE CIUDADES CON CIERRE PERIMETRAL?

    La restricción cuenta con algunas excepciones

El aumento de la incidencia del coronavirus en Vigo ha obligado a tomar esta drástica medida. La situación había comenzado a ser muy preocupante, lo que encendió todas las alarmas. Los contagios seguían ayer disparados, con 156 en solo 24 horas, y se batió un nuevo récord de PCR realizadas: 1.838. Los casos activos superaron en la última jornada los 1.600 convirtiéndose por cuarto día consecutivo en un pico máximo. Los nuevos datos de hoy reflejan que la escalada continúa en la ciudad olívica con un nuevo récord de más de 1.700 casos.

Los contagios siguen creciendo en Galicia

Galicia ha contabilizado 696 contagios por Covid-19 en las últimas veinticuatro horas, hasta las seis de la tarde de este jueves, y es Vigo el área que lidera la subida de nuevas infecciones, con 185.

El número total de casos activos es en la comunidad es de 8.363, lo que supone 433 más que el anterior recuento.

Un momento durante la reunión del comité clínico de la Xunta esta mañana Xoán Álvarez

Afecta a: Vigo, A Coruña, Pontevedra, Ourense, Ferrol, Lugo, Santiago y a los municipios de Ames, Teo, Narón, Fene, Neda, Poio, Marín, Arteixo, Vimianzo, Barbadás, Vilardevós, Verín, Oímbra, O Carballiño, Borborás y O Irixo

En el caso particular de Vigo, la situación es tan preocupante que en los últimos días el propio Concello ha tenido incluso que pisar el freno de cara a la próxima Navidad y comenzar a renunciar tanto a actividades en interior como a atracciones al aire libre pero que atraen a cientos de personas, como la Noria gigante o el mercadillo "Cíes Market" de la Alameda, entre otras.

Hasta hoy Vigo se encontraba en un nivel dos en lo que a restricciones se refiere: aforos reducidos a la mitad en la hostelería, prohibido el consumo en la barra, reuniones de un máximo de cinco personas no convivientes o limitaciones importantes en eventos multitudinarios. En toda Galicia, además, el toque de queda se mantiene de 23.00 horas a 6.00 horas de la madrugada

A todo ello se suma ahora la prohibición de salir y entrar de Vigo y del resto de grandes ciudades gallegas afectadas a no ser que sea por causas justificadas. Y, al mismo tiempo, solo estarán permitidas las reuniones con convivientes. Puedes consultar aquí lo que se puede y no puede hacer durante el cierre perimetral.

  • CABALLERO: "ES MUCHO MEJOR PREVENIR QUE LAMENTAR CUANDO YA NO HAYA SOLUCIÓN"

    El alcalde, que se reunió ayer telemáticamente con el conselleiro de Sanidade, Julio García Comesaña, ya avanzó que avalará y apoyará todas las decisiones que las autoridades sanitarias tomen acerca de la ciudad. “Es mucho mejor prevenir que lamentar cuando ya no haya solución, por eso muestro mi lealtad al comité clínico de la Xunta”, apuntó el alcalde.

    Caballero fue más allá y aseguró que el Concello está en disposición de ofrecer alguna instalación municipal para acoger positivos que no necesiten atención hospitalaria. El alcalde aplaudió el aumento de las PCR diarias del Sergas en la ciudad y reclamó la posibilidad de llegar a las 3.000 pruebas al día para detectar asintomáticos. El conselleiro transmitió a Caballero que comunicará “de forma inmediata” cualquier decisión que afecte a Vigo y que el comité clínico proponga hoy a la Consellería de Sanidade.

Preocupa la movilidad por Difuntos

A las autoridades sanitarias les preocupa la previsible elevada movilidad durante este fin de semana, con gente que quiera desplazarse a su pueblo a visitar a sus familias y a acudir a los cementerios. Precisamente la medida que se acaba de tomar para las siete grandes ciudades gallegas y otros municipios persigue en parte que esa movilidad no se desboque y aumente todavía más la transmisión del virus. Y es que se teme se teme que muchas personas aprovechen estos días para acudir a las segundas residencias cuando la recomendación es limitar la movilidad y quedarse en casa lo máximo posible.

Persigue que los desplazamientos no se desboquen y aumenten todavía más la transmisión del virus.

Actualmente, el área metropolitana viguesa estaba bajo la restricciones de nivel 2 que rigen para toda Galicia, con la limitación de las reuniones a cinco personas, entre otras. Esta limitación se mantiene, pero las reuniones solo podrán ser a partir de hoy a las 15.00 horas entre convivientes.

Por otra parte, a nivel gallego se prepara ya también un blindaje legal a las restricciones para luchar contra la pandemia que abrirá la vía incluso a obligar a la población a vacunarse contra el Covid-19, a mantener cuarentenas o a someterse a pruebas diagnósticas tipo PCR so pena de sanciones económicas. La Xunta impulsará una modificación de la Lei de Saúde para garantizar la seguridad jurídica en sus actuaciones, fijando sanciones que podrían llegar a los 600.000 euros.

  • GARCÍA COMESAÑA: "NADIE QUIERE OÍR HABLAR DE CONFINAMIENTO"

    “Ahora se maneja mucha más información, mucho más rica, y permite mucha anticipación”