Técnicos de Portos evalúan el alcance del nuevo hundimiento del paseo de O Cantiño de A Illa

El objetivo es proceder a su reparación cuanto antes para evitar que pueda seguir ampliándose la grieta que detectó el Concello

El paseo marítimo de O Cantiño vuelve a hundirse en su zona central.

El paseo marítimo de O Cantiño vuelve a hundirse en su zona central. / Noé Parga

A. G.

En menos de un año, los técnicos de Portos de Galicia han tenido que regresar al paseo de O Cantiño de A Illa para comprobar cuál es su estado y qué deben hacer para solucionar el hundimiento del terreno. El ente se encuentra evaluando el alcance de esta situación y la solución técnica que se ejecute para que no vuelva a repetirse, una solución que todavía no cuenta con una fecha para el inicio de las obras.

Lo que está claro es que el ente portuario que dirige José Antonio Álvarez Vidal tiene como principal objetivo solventar los problemas que pueda ocasionar esa nueva grieta cuanto antes. Aunque queda por ver cual es la decisión que toman los técnicos, todo apunta a que los trabajos que se van a realizar en el paseo do Cantiño serán muy similares a los que se ejecutaron el pasado mes de enero, cuando se hundió gran parte del terreno en la zona de la pérgola. En aquel momento, se optó por rellenar con cemento la zona afectada y devolver el paseo a su estado original.

No estaría tan claro que el ente se apreste a acometer la obra que se pide desde A Illa, la remodelación integral de la estructura del paseo, incluyendo la construcción de un parking subterráneo, un proyecto que lleva años demandando el grupo de gobierno isleño y que va a estar encima de la mesa el día en que se reúnan las dos administraciones.

El paseo marítimo de O Cantiño suma un sinfín de problemas debido a los efectos de las mareas. Desde hace años, vienen apareciendo en él grietas al estar totalmente hueco por dentro ya que el mar se ha llevado todo el relleno. Es por eso que el Concello diseñó en 2007 un proyecto que contemplaba su remodelación integral, retirando la actual estructura y creando otra mucho mejor asentada, e incluyendo la creación de un parking subterráneo que recogiese el flujo, sobre todo, de los visitantes que se acercan al municipio de A Illa.

Luis Arosa ya ha solicitado una reunión con Portos de Galicia en la que pondrá encima de la mesa la recuperación de este proyecto, recordando que en otros municipios, como es el caso de Sanxenxo, el ente portuario si va a acometer actuaciones similares a la que se reclama desde A Illa.

Lo cierto es que el paseo de O Cantiño es una infraestructura manifiestamente mejorable. Con más de tres décadas a sus espaldas, vecinos y usuarios del paseo llevan mucho tiempo demandando actuaciones de mantenimiento, desde el pintado de las paredes hasta la colocación de las losetas que se levantan cada vez que las mareas lo inundan por completo. Es más, llegaron a protagonizar una concentración en esa zona para reclamar a Portos que, al menos, se encargase del mantenimiento.

El paseo de O Cantiño es el lugar donde A Illa celebra todas las actividades de las fiestas gastronómicas durante el verano, un lugar que visitan miles de personas durante esos días, por lo que el Concello lleva mucho tiempo advirtiendo de la necesidad de su mantenimiento y remodelación.

[object Object]

En el encuentro que tengan el alcalde de A Illa, Luis Arosa, y el presidente de Portos de Galicia también va a estar encima de la mesa la necesidad de construir en A Illa una Mariña Tradicional. Desde hace varios años, los colectivos dedicados a la preservación de la riqueza patrimonial vinculada a la navegación, aglutinados en torno a la Escola de Navegación Tradicional, vienen alertando de la necesidad de un lugar donde amarrar las embarcaciones tradicionales, especialmente, aquellas de mayor porte, como el galeón Rei do Mar o el Komaira. La intención es clara, esos amarres no solo servirán de protección para las embarcaciones, sino que también se convertirán en una especie de museo flotante, donde los visitantes puedan acercarse a la navegación tradicional y conocer las diferentes tipologías de barcos que navegaban, no hace tanto tiempo, en la ría de Arousa.