Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Bueu vive un nuevo boom de la construcción

Cartel anunciador de la promoción inmobiliaria prevista en una de las manzanas de As Lagoas. | // SANTOS ÁLVAREZ

Los brotes verdes que comenzaron a verse en el sector de la construcción de Bueu tras la aprobación del Plan Xeral no han hecho sino convertirse en una realidad tres años después. El Concello tramita actualmente un total de 70 expedientes de obra mayor, entre los que se encuentran tres edificios y varios complejos de alojamientos turísticos en lo que supone una eclosión urbanística en el municipio tras años de una actividad mucho más limitada.

Los dos principales focos de actuación en marcha son un promoción de 64 viviendas en la llamada manzana 5 del ámbito de As Lagoas y otra de 16 en la Praza do Concello. La primera de ellas está auspiciada por la firma madrileña Inmoglaciar y supondrá dar continuidad al desarrollo del Plan Parcial de As Lagoas después de años parado. La construcción se ejecutará en una parcela de 2.600 metros cuadrados y será un edificio en forma de U con módulos de dos o tres plantas más ático, que se adaptarán al nivel de las calles hacia las que se orienten, José María Estévez, Santán y O Ferrolán. En la Praza de O Concello está previsto una edificación de 16 viviendas en un proyecto que será levantado por la promotora Garci-Cabo SL.

Estas dos construcciones suponen únicamente la punta de lanza de lo que está por venir, ya que el alcalde buenense, Félix Juncal, apunta que “aunque aún no hay proyectos presentados, sí hay muchas consultas y actuaciones previstas cuya documentación está a punto de entrar”. Entre ellas está la rehabilitación y ampliación de las viviendas de Massó, colindantes con los terrenos del Museo, pero también otras en varios puntos del casco urbano.

El Concello tramita 70 licencias de obra mayor, con tres edificios y varios complejos turísticos

decoration

A la promoción de edificios para uso residencial se une también la de viviendas de uso turístico. Según los datos que aporta el concello hay ahora mismo varios expedientes para complejos de apartamentos turísticos, además de viviendas sueltas, en lo que supone la confirmación del potencial de Bueu dentro de este sector. El resto de licencias en las que se está trabajando corresponden a viviendas unifamiliares, a reformas y rehabilitaciones o a cambios estructurales (fundamentalmente sustituciones de cubiertas y tejados).

Juncal asegura que el PXOM ha sido el punto de inflexión para la recuperación urbanística de Bueu y que tras una primera etapa en la que el grueso del papeleo se focalizaba en rehabilitaciones o en obra nueva de viviendas unifamiliares ahora el ritmo se ha incrementado con actuaciones de mayor calado. “Es el reflejo de que Bueu cada vez está mejor posicionado en el mapa y es objeto de deseo”, señala, antes de recordar que el movimiento en el plano urbanístico “supone un impulso en la recaudación municipal, en la economía de todos los sectores implicados, en la construcción, etcétera”.

A las promociones en As Lagoas y la Praza do Concello se suma la rehabilitación de las casas de Massó y otras en fase inicial

decoration

A nivel de organización interna el regidor de Bueu admite que 2019 fue un año complicado por el “bloqueo y colapso en el departamento debido a la parte jurídica”, una situación de la que se comenzó a salir “en noviembre del año pasado”, tras la incorporación de una técnica de administración general. “Ahora ya trabajamos con normalidad, aunque aún queda un trecho que recorrer para poder estar al día”, apunta Juncal.

En paralelo a esta reactivación de la construcción en Bueu el gobierno local ha subrayado la importancia de poner en marcha un plan municipal de vivienda de protección oficial, una iniciativa orientada a poder adquirir o alquilar piso en unas condiciones económicas razonables ante el inflacionista mercado inmobiliario en la villa. “La mayoría de los alquileres están destinados a uso turístico, con lo cual están ocupados dos o tres meses y para la compra de vivienda nueva se están manejando cantidades imposibles”, manifiesta el alcalde buenense.

El gobierno local insiste en activar su plan de vivienda protegida

decoration

El concello dispone de solares para poder dedicar a viviendas de protección oficial, pero recuerda que esa competencia es autonómica a través del Instituto Galego de Vivenda e Solo. En un primer contacto desde el departamento autonómico se descartó coordinar una actuación en Bueu, pero Juncal subraya que cuando esté avanzado el plan municipal se insistirá con la Xunta, eso sí, “sin descartar otras vías porque existen fórmulas para poder llevar a cabo esta idea”.

Hasta 55 viviendas están en construcción en Moaña

Además de Bueu, el sector de la construcción está experimentando también un fuerte crecimiento en Moaña, en donde la carencia de pisos para alquilar es una dura realidad para muchos jóvenes. En estos momentos tres edificios están en construcción y pondrán en el mercado 55 nuevas casas. El más avanzado está ubicado cerca de la rotonda de O Con, en la calle José Costa Alonso, con tres alturas y 14 viviendas. También se puede percibir ya casi toda la estructura del nuevo inmueble de Sisalde, con bajo, dos alturas y aprovechamiento bajo cubierta. Pondrá en el mercado un total de 30 viviendas.

Cimientos para el nuevo edificio de Ramón Cabanillas.

Por su parte, en la céntrica calle Ramón Cabanillas, los trabajos para el futuro inmueble que hará esquina con la calle Batalla de Callao se han acelerado. Darán vida a un solar que contó durante muchos años con una estructura abandonada. El edificio proyectado contará con bajo, tres alturas y ático y está diseñado para 11 viviendas.

Este impulso de la construcción en Moaña se puede ver completado en el año 2021 con nuevos pisos en el ámbito de Sisalde en el que la Xunta levantará el nuevo centro de salud. Y es que los trabajos de urbanización que acometerá el Concello a partir de septiembre, con la construcción del nuevo vial interior, permitirá a los propietarios del resto de parcelas el desarrollo urbanístico con licencias directas. Solo deberán abonar su parte correspondiente de los gastos de urbanización y ya tendrán permiso para construir. En ese espacio se podrían llegar a levantar hasta 59 licencias privadas. Además, el gobierno local bipartito prometió que dedicaría su parcela a locales sociales en el bajo y a viviendas para poner en alquiler de protección oficial en el resto de plantas.

En el año 2020 el Concello de Moaña había tramitado un total de 355 permisos de construcción, lo que supone más de 15 que durante el año anterior, previo a la pandemia.

Compartir el artículo

stats