Faro de Vigo

Faro de Vigo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La vuelta al mercado tras cuatro meses de veda

El esperado regreso de la centolla: sin grandes capturas, pero con perspectivas favorables

18

La campaña del "marisco rey", la centolla, arranca en Cangas y Bueu Julio Santos Álvarez

Mar manso, aguas claras y frías para abrir la campaña de la centolla. Una combinación que dista mucho de ser la ideal y que parece que se mantendrá durante los próximos días. Pero aún así, las sensaciones entre los marineros y los propios compradores son de que la temporada del crustáceo va a ser buena. Muy buena. “Hoy [por ayer] es el primer día y no es indicativo de la cantidad, pero sí de la calidad. Y es mucha”, aseguraba durante un intermedio de la subasta en la lonja de Cangas José Luis Fontán, responsable de Mariscos Islas Cíes, que hizo la primera parada a un precio de casi 18,80 euros. El mismo importe que se registró en la lonja de Bueu, donde la venta comenzó nada más concluir en Cangas.

La mayoría de los barcos pudieron coger la cuota que tenían autorizada –35 kilos por embarcación y otros 35 por cada tripulante enrolado y a bordo–, pero sin grandes alardes. Era algo perfectamente palpable sobre las mesas de subasta, donde no se veían las grandes cantidades de otros años. “Eso también es bueno. No conviene que se llene en los primeros días porque luego cuando llegamos a diciembre y a las navidades escasea”, afirma el patrón del barco cangués “Talibán”, Iván Domínguez. Tanto en la ría de Vigo como en la de Pontevedra coinciden al apuntar que las condiciones del mar no son las mejores para capturar la centolla. “Con el mar en calma y con las aguas claras y frías el marisco apenas se mueve, se queda quieto y no sale. Hace falta algo de mar de fondo y de revoltura para que salga”, afirman tripulaciones de uno y otro lado.

Alberto Bouzón Graña Santos Álvarez

"Si ahora cogimos el cupo, cuando el mar acompañe habrá más centolla"

Alberto Bouzón - Patrón del "Irene y Brais" (Cangas)

decoration

La primera parada en la lonja de Cangas fue a casi 18,80 euros y el comprador se llevó un lote de casi 100 kilos, compuesto exclusivamente por hembras de más de un kilo. “Esa mercancía suele ir para fuera, aquí suele quedarse la centolla de alrededor de un kilo y los bruños”, explicaba el responsable de Mariscos Islas Cíes. En Bueu la primera parada fue al mismo precio y en este caso el comprador fue O Percebeiro. El primer día se subastaron unos 600 kilos en Cangas, mientras que en Bueu el dato exacto se conocerá hoy debido a un problema técnico.

La impresión entre la flota es que a medida que la campaña avance la calidad de las capturas y los precios irán en aumento. “Si el primer día con estas condiciones de mar, que no son favorables para esta especie, pudimos coger el cupo o estar muy cerca, cuando lleguen los primeros temporales y el mar de fondo la cosa tiene que ir a mejor”, expresaba desde Cangas el patrón del “Irene y Brais”, Alberto Bouzón Graña.

Una compradora examina la centolla en la lonja de Cangas. | // SANTOS ÁLVAREZ

Las cotizaciones de ayer poco tienen que ver con las de la apertura de hace justamente un año, cuando la situación general estaba marcada por una nueva ola del coronavirus y con restricciones que afectaban sobre todo al canal de la restauración y hostelería. El año pasado el precio máximo registrado en O Morrazo fue de 13,50 euros, aunque también es cierto que al final de la temporada el balance fue positivo. “Fue un ejercicio muy duro por el COVID y por las restricciones. En este momento se nota que la gente tiene ganas de salir y de disfrutar lo que no pudimos disfrutar hasta ahora. Con la centolla ya sabemos que la calidad acompaña y esperemos que la cantidad también”, apuntaba José Luis Fontán.

José Luis Fontán Santos Álvarez

"La calidad acompaña, ahora esperemos que la cantidad también"

José Luis Fontán - Mariscos Islas Cíes

decoration

Para ello también es necesaria la responsabilidad del propio sector, como reclamaban desde Bueu los hermanos Pepe y Manolo Dios, del “Ven e mira”. “Hay que controlar las capturas y los ejemplares que no están bien devolverlos al mar para que acaben de crecer y que haya recurso para el mes de diciembre”, defienden. En este punto surge un debate recurrente todos los años: la conveniencia o no de retrasar la apertura de la campaña. “Parece que no es mucho, pero esperar hasta finales del mes de noviembre sería bueno porque garantiza tener marisco y de calidad para las fechas navideñas”, añaden. Es una opinión compartida entre gran parte de la flota y los propios comercializadores. “Este recurso cuando mejor está es a partir de principios de diciembre y cuando llega el puente y las fiestas ya empieza a escasear”, argumentan.

Pepe y Manolo Dios Santos Álvarez

"Hay que controlar las capturas y devolver al mar la que no sirve para que la centolla llegue hasta Navidad"

Manuel y José Dios - Patrones del "Ven e mira" (Bueu)

decoration

El patrón mayor de Bueu y presidente de la Federación Provincial de Confrarías de Pontevedra, José Manuel Rosas, estima que “las capturas son positivas y la calidad debería ir en aumento a lo largo de las próximas semanas; la centolla está sin espabilar y le hace falta algo de mar de fondo”. La campaña se abre simultáneamente en todo el litoral de Pontevedra y de A Coruña, mientras que en Lugo se aguardará hasta el 27 de noviembre. En el caso de Portonovo, en el Concello de Sanxenxo, también se rozaron los 19 euros y la mayoría de barcos no alcanzaron el cupo máximo. “Pero hay más centolla en el mar de la que pudimos coger”, aseguraban desde esta cofradía de la ría de Pontevedra.

La subasta de la centolla fue seguida por numeroso público en Bueu. | // S.ÁLVAREZ

Uno de los grandes puntos de referencia es la lonja de O Grove, donde ayer se subastaron alrededor de 3.500 kilos de crustáceo, con un pico máximo de 24,40 euros. Una importante diferencia con respecto al resto de cofradías y que se atribuye al “renombre y fama” del producto grovense.

Compartir el artículo

stats