Suscríbete

Faro de Vigo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La CE propone 75.000 toneladas de calamar de Malvinas sin arancel para la flota gallega

La tripulación del “Argos Cíes” antes de partir ayer de Vigo para Malvinas. Pablo Hernández Gamarra

La Comisión Europea ha lanzado un salvavidas a las empresas gallegas que operan en aguas de Malvinas y que cada año importan una media aproximada de 50.000 toneladas de calamar Loligo. Tal y como reclamó el sector pesquero tanto del archipiélago como de sus socios al otro lado del Atlántico, Bruselas ha decidido crear un contingente arancelario (ATQ, en inglés) para la especie de 75.000 toneladas, lo que supondrá que podrán llegar a la Unión Europea sin tener que pagar tarifa alguna.

Enmienda el reglamento de urgencia para su aplicación este mismo año | Incluye 22.500 toneladas de caballa noruega pese a la tensión con el país por las cuotas de bacalao y xarda

Para ello la CE ha enmendado de urgencia el reglamento que recoge los contingentes arancelarios para diferentes especies con la intención que su aplicación se produzca este mismo año. En principio, la medida estará vigente para la entrada de las capturas de la segunda campaña del año, aunque ya no llega para las casi 60.000 toneladas de calamar pescadas por los 16 buques durante la primera zafra del año.

El Argos Cíes, amarrado en el puerto, antes de zarpar hacia Malvinas Pablo Hernández Gamarra

El reglamento de los contingentes arancelarios se negoció el pasado año para una vigencia hasta 2023. Su aprobación tuvo lugar el 13 de noviembre, es decir, antes de que se produjese la salida de Reino Unido de la UE, lo que llevaría a que los llamados territorios británicos de ultramar dejasen también de formar parte del bloque comunitario. Malvinas (Falkland Islands) se encuentra entre ellos, y el acuerdo final por el Brexit firmado a finales de 2020 no los incluía, por lo que los aranceles entraron en vigor para todos los productos que llegasen a la UE desde las islas.

El Argos Cíes y la tripulación rumbo a Malvinas Pablo Hernández Gamarra

Según recoge el texto de la Comisión, los ATQ tienen por objetivo “garantizar la competitividad de la industria transformadora”. De igual forma, recuerda que la aprobación del reglamento del año pasado se llevó a cabo “en la hipótesis de que la UE y el Reino Unido celebrarían un acuerdo de libre comercio”, pero que esto no aplica sobre los “países y territorios británicos de ultramar” y “ya no gozan de reducciones arancelarias”.

Salida del buque Argos Cíes ayer desde Vigo para Malvinas Pablo Hernández Gamarra

Por este motivo, la enmienda recoge 75.000 toneladas de calamar de la especie Loligo gahi, cuya distribución va desde Perú hasta Brasil (rodeando el llamado Cono Sur), pero cuya captura se realiza principalmente en aguas de Malvinas por parte de los 16 buques con base en Vigo, puerto de entrada principal del 90% de las toneladas que llegan a la UE. Solo el año pasado llegaron a Galicia 59.531 toneladas (la pesca en el archipiélago fue de 60.600 toneladas), aunque el año anterior fueron casi 84.000.

El contingente arancelario de Loligo aliviará a la flota, sobre todo de cara a la segunda campaña de pesca, que comenzará el 29 de julio. Sin embargo, el documento contiene otras especies que desde el sector ya no ven con buenos ojos. Y es que, como se temía (y como adelantó este periódico), Bruselas ha incluido también arancel cero para caballa y arenque. En el primer caso, el más significativo ya que es una especie que también se captura en aguas ibéricas, la CE propone 22.500 toneladas. Esto favorece a Noruega e Islandia, ya que ambos países se autoasignaron cuotas de la especie al no llegar a un acuerdo con la UE y, tal y como denuncia la patronal pesquera europea Europêche, en lugar de ser sancionados son beneficiados con este ATQ. El lunes se decidirá si se aprueba o no esta propuesta de Bruselas.

  • “El Gobierno malvino busca formas de poder mitigar la imposición de aranceles”

    “Creemos que el plazo ampliado para la propiedad de las licencias compensa con creces la reducción de la participación de los socios españoles en las joint venture

Con vacuna y a por otros 10.700 kilómetros

La flota que faena en aguas de Malvinas parte de nuevo de Vigo para la segunda campaña de calamar del año. El 29 de julio empezarán a pescar los arrastreros con base en la ciudad y, a diferencia de la primera zafra, esta vez lo harán vacunados. Ayer fue el turno del arrastrero Argos Cíes, aunque en los próximos días el goteo de buques que enfilan la ruta de más de 10.700 kilómetros (6.663 millas náuticas) hasta Stanley (capital malvina) será continuo. Al igual que en la anterior marea, las armadoras han seguido todos los protocolos necesarios para evitar que algún miembro de la tripulación suba a bordo contagiado. Además, en esta ocasión se está inmunizando contra el COVID a las tripulaciones por parte de la Xunta, como ya se está haciendo desde hace más de un mes con todos los barcos que parten para mareas de más de 10 días. La flota de Malvinas tendrá el difícil objetivo de mejorar las capturas de la primera campaña, que concluyó el pasado 28 de abril que con casi 60.000 toneladas superó la media de todo un año.

Compartir el artículo

stats