Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La reconversión de Barreras se dirimirá entre al menos cuatro grandes astilleros

Vista de los astilleros FdV

Dos helicópteros sobrevolaron Hijos de J. Barreras un 22 de agosto de 1975. A bordo iban, entre otros, el entonces ministro de Comercio, José Luis Cerón Ayuso, el subsecretario de Mercado Interior, Leopoldo Zumalacárregui Calvo, o el director general de Pesca Marítima, Jaime Manuel Piniés. Pudieron divisar una enorme estructura flotante, novedosa, que se convertiría en una de las dos megaplataformas petrolíferas sumergibles asignadas al astillero por la norteamericana Chevron.

Damen y Tersan, que pide plazo extra para presentar su oferta, aspirantes extranjeros | La Xunta reclama a la empresa que clarifique con qué criterios elegirá al adjudicatario

Barreras se adentraba así en un segmento en el que no tenía experiencia previa, pero que se presuponía de futuro. “Esto demuestra que hay capacidad para construir en la industria naval –exhortó entonces Cerón Ayuso–. Más aún si tenemos en cuenta que la necesidad de petróleo aumenta, y que, si en España hay que buscarlo, debe hacerse por medio de plataformas como ésta”.

 

Aquella reformulación del negocio hacia la industria petrolífera no salió bien y la compañía sería nacionalizada diez años después. Ahora, tras el fallido intento de capitanear el segmento de los minicruceros de lujo en España, las instalaciones de Barreras encaran una enésima reconversión. Son al menos seis las opciones que están sobre la mesa, cinco de ellas de grandes astilleros de referencia nacional e internacional, según pudo saber FARO.

  • El astillero Gondán registra una oferta de compra por las instalaciones de Barreras

    Con falta de espacio en Castropol, lidera el mercado en España de buques de apoyo a torres eólicas “offshore”

Astilleros Gondán ha presentado una oferta por la unidad productiva –su interés, como anticipó este periódico en primicia, radica en las instalaciones, no en el traspaso accionarial–, con una estrategia centrada en mercado de la energía eólica marina. Tiene en cartera cuatro buques de apoyo a estas plataformas offshore (denominados en la industria como CSOV, Commissioning Service Operation Vessels), y ha tenido que ceder pedidos a Balenciaga por falta de espacio. La firma presidida por Álvaro Platero ha diseñado, de hecho, un plan de expansión para sus instalaciones de Puerto de Figueras. “Queremos hacer estos barcos, aprovechar la fuerte demanda prevista y no perder el mercado por falta de capacidad, una capacidad que ahora mismo no tenemos”, resumió el pasado mayo, durante la botadura de uno de ellos.

Álvaro Platero FdV

El proceso de venta de Barreras, capitaneado por la consultora Kroll Business, es de carácter confidencial; los “interesados” han eludido pronunciarse sobre el detalle de sus planteamientos.

 

Marina Meridional, dueña de terrenos de la exVulcano, entra en la terna

En esa nómina de manifestaciones de interés –estas primeras ofertas no son vinculantes– hay al menos otras dos firmas españolas. Armón es una de ellas, que convive puerta con puerta con Barreras y que se ha especializado en pesqueros, oceanográficos de última generación y ferris de porte mediano. Su cartera de pedidos asciende a otras cuatro unidades: dos pesqueros y dos oceanográficos. El último se convertirá en la bandera de la investigación marina en España, un buque de 84,3 metros de eslora para el Instituto Español de Oceanografía (IEO), que fue licitado en más de 85 millones de euros. También ha formulado oferta, finalmente, Marina Meridional, que trató de hacerse con las instalaciones de Construcciones Navales del Norte (La Naval de Sestao). Pujó en alianza con una filial del gigante ACS, Cobra, para la “construcción de torres eólicas, con un gran taller de calderería”. Perdió. Esta filial del naval de Grupo Argos, del empresario José Alberto Barreras, es propietaria de los terrenos de la antigua Vulcano, y se quedó sin salida al mar tras serle retirada la concesión portuaria.

 

Unidad productiva
Es la opción que ha elegido Astilleros Gondán y por la que también se decanta Armón. Requeriría de la ejecución de un prepack concursal, una figura legal que permite agilizar procesos y escindir activos contingentes de la unidad productiva. Puede incluir o no una reducción de plantilla.
Primer cribado
La consultora que gestiona Barreras –el consejo de administración, con su presidente, Douglas Prothero, quedó disuelto en junio– hará un primer cribado de las ofertas. Existirá una llamada shortlist, o lista corta
Último plazo
Las empresas seleccionadas tendrán hasta final de año para formular una oferta vinculante, que deberá ir acompañada de un plan industrial. Realizarán una due diligence, de ahí que ahora los plazos se dilaten.
La hipoteca
Los terrenos privados de Barreras están gravados con una hipoteca en favor de la armadora de su último barco, el Evrima. Ésta se levantará para ejecutar la transacción.

Fuera de España

 

Las opciones extranjeras que han trascendido son dos, de Países Bajos y Turquía. Eso sí, el astillero turco Tersan Shipyard ha solicitado un tiempo extra para formular su oferta no vinculante, de acuerdo a actores próximos a las negociaciones. De capital íntegramente privado, Tersan ocupa 320.000 metros cuadrados en Tuzla (reparación) y Yalova (nuevas construcciones). Cuenta con un dique seco de dimensiones colosales, ampliado este año hasta los 310 metros y capaz de dar cobijo a buques Aframax (hasta 120.000 toneladas). La corta historia de esta compañía, fundada en 1996, ya ha tenido su propio nexo con la de Barreras. La naviera noruega Havila Kystruten proyectó la construcción de cuatro ferris tras haberse adjudicado las rutas de transporte marítimo entre Bergen y Kirkenes; dos los contrató en Vigo y otros dos en Yalova. Pero los de Barreras, bautizados como Pollux y Polaris, quedaron a medio hacer en las gradas 1 y 2. Havila recurrió finalmente a Tersan para hacerlos de cero –no sin problemas, por el sobrepeso de las construcciones y errores en la ejecución–, no sin antes demandar al astillero vigués por 57 millones de euros.El grupo turco también asumió el encargo de un pesquero, para Russian Fishery Company y diseñado por Skipsteknisk, que a punto estuvo de entrar en vigor en Metalships & Docks. Tersan tiene 17 construcciones en cartera.

 La última opción es Damen, un gigante holandés de construcción naval que cerró 2020 con una nómina de contratos valorada en 8.000 millones de euros, con cuatro fragatas F-126 o un superyate de 120 metros de eslora. En suma, En total, entregó 143 barcos de nueva construcción el pasado ejercicio y se llevó a cabo unos 1.300 pedidos de reparación y conversión, por un volumen de producción de 2.000 millones de euros. El grupo que dirige Arnout Damen fue, precisamente, el que había encabezado la denuncia que finalizó con el viejo tax lease, el sistema de bonificación fiscal utilizado por astilleros españoles hasta 2011. Eso sí, su dirección ha reconocido públicamente la plena validez del nuevo tax lease, y es uno de los grupos navales que recurren con frecuencia al extenso ecosistema de auxiliares y proveedoras del sector en Galicia.

 

  • El dueño de Barreras es de las Islas Caimán a través de una red de empresas de Oaktreeo

    El entramado incluye ocho sociedades de Malta, Luxemburgo, Liechtenstein y Singapur | Ritz canceló en junio el contrato con el astillero; pagará sus costes hasta octubre

 Ofertas vinculantes, hasta final de año y con plan industrial

A partir de ahora, Kroll hará un cribado entre las ofertas recibidas (de las nueve manifestaciones de interés se han recibido “algunas”), con el objetivo de elaborar una lista final. Los elegidos en la denominada short list tendrán hasta final de año para formular una propuesta, ahora ya vinculante, para lo que requerirán de la elaboración de una auditoría en profundidad (due diligence). Los tiempos de la propietaria de Hijos de J. Barreras –el fondo Oaktree, a través de un intrincado entramado empresarial con cabecera en Islas Caimán– no han mudado: quieren cerrar la operación antes de marzo de 2022, cuando expira el blindaje legal que ha protegido hasta ahora al astillero de la admisión a trámite de una demanda de concurso necesario.

 Lo que se desconoce son los criterios en base a los cuales elaborará la shortlist, y a esto se refirió ayer el vicepresidente segundo y conselleiro de Economía de la Xunta, Francisco Conde. “Es una buena noticia que haya empresas interesadas y seguir dando pasos para que Barreras y Kroll puedan concretar cuáles son los criterios que van a establecer para que esas ofertas se puedan convertir en vinculantes, y conseguir el objetivo de conseguir carga de trabajo y empleo”. De nuevo, Conde reiteró el respaldo del Ejecutivo gallego a un nuevo proyecto industrial. “Ya hemos trasladado a Kroll nuestra disposición a poder acompañar este proceso, y que las ofertantes sepan que hay un apoyo de parte de la Xunta. Esperemos que en los próximos días concreten esos criterios”, zanjó.

Compartir el artículo

stats