Suscríbete Faro de Vigo

Faro de Vigo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Polémica contratación de personal para el Museo de la Salazón

Esquerda Unida y PSOE de O Grove vuelven a enfrentarse

Una de las trabajadoras del museo ofreciendo explicaciones a un grupo de visitantes. FdV

Esquerda Unida (EU) de O Grove denuncia el intento de privatización del Museo de la Pesca y la Salazón (Museo da Salga) de Punta Moreiras. Un extremo que niega el alcalde socialista José Cacabelos, quien asegura que solo se contrató personal de forma provisional.

La formación esquerdista subraya que desde el pasado 28 de septiembre y hasta el 31 de diciembre “el personal del Museo no es contratado por el Concello”.

Por ello critican que el alcalde justifique “la privatización de los servicios amparándose en la reforma laboral, cuando la única razón es la dejadez en la estabilización de los puestos y la Ley Montoro”.

Por ello, le recuerdan que la solución está en la creación de una Empresa Municipal de Servizos, en vez de depositar su confianza en la constructora “Gestconvert S.L.”.

Aducen los esquerdistas, abanderados por José Antonio Otero González, que “estamos ante una nueva privatización de servicios por parte del PSOE”, y al mismo tiempo ponen en duda que la empresa concesionaria esté cualificada para prestar este servicio.

Noemí Outeda

Denuncian, asimismo, "la incapacidad de este gobierno municipal para gestionar el Concello”, así como "la dejadez de la concejala de Cultura, Noemí Outeda, que está permanentemente ausente” .

Frente a eso, José Cacabelos ha vuelto a referirse hoy a esta polémica para “explicar, de forma que también lo entienda Esquerda Unida, que es falso que privatizáramos” el Museo de la Pesca y la Salazón.

“Privatizarlo significaría que, a través de un concurso, se adjudica a una empresa determinada la gestión total e integral del servicio, es decir, que le estaríamos entregando las llaves a alguien que durante un tiempo tendría autonomía para la gestión, abrir el museo, establecer el precio de las entradas, contratar personal y demás”, manifiesta el primer edil.

Las llaves, en manos del Concello

Pero “eso no ocurre en este caso, por eso las llaves siguen en manos del Concello, que es el que establece el precio de las entradas, quien se encarga de limpiar, del mantenimiento y de cualquier renovación”.

Lo único que ha cambiado, y que “se hizo puntualmente”, aduce, fue “contratar a dos personas a través de una empresa, ya que con la normativa laboral actual era imposible hacerlo de otra forma” en un plazo de tiempo razonable y en condiciones asumibles por la Administración local. Dificultades, cabe apuntar, similares a las padecidas para contratar socorristas o personal para la Festa do Marisco.

El alcalde de O Grove (2º i.) en el Museo de la Salazón, hace unos días. FDV

Lo que hizo el gobierno local, por mediación de la edil de Cultura, Noemí Outeda, fue “hacer gestiones desde agosto para seguir disponiendo de personal y poder mantener el museo abierto, teniendo en cuenta que los contratos laborales terminaban y que la persona que estaba fija en plantilla se había jubilado”.

11

La salazón del pescado, convertida en un arte Faro de Vigo

Así las cosas, “la única solución que nos planteaban desde Secretaría era contratar una empresa de servicios y personal, que es una solución que cada vez adoptan más ayuntamientos”, espeta Cacabelos.

Los acusa de mentir

Es por ello que, “aún sabiendo que Esquerda Unida no se entera”, pide a este grupo que se informe “y deje de mentir a la sociedad para colgarse medallas” en víspera de elecciones.

20

Museo de la Pesca y la Salazón Faro de Vigo

“Lo único que hemos hecho ha sido buscar el modo de tener personal para atender el museo y los muchos grupos de visitantes que ya habían hecho sus reservas, de ahí que recurriéramos a esta fórmula, la cual no descartamos seguir poniendo en práctica, ya que afrontar la contratación directamente desde el Concello puede suponer cinco o seis meses de espera, puesto que hay que elaborar unas bases, publicarlas, convocar un concurso, evaluar a los candidatos y otros muchos trámites”, sentencia el alcalde de O Grove.

Compartir el artículo

stats