19 de febrero de 2019
19.02.2019
La Brigada Galicia es unidad de referencia para el Ejército en este ámbito

La Brilat se alía con la Universidad para mejorar sus tácticas de combate en bosques

El Ejército destaca la colaboración con la Escuela de Ingeniería Forestal para explorar las posibilidades que les brindan las nuevas tecnologías de cartografía y tomar decisiones a la hora de actuar en zonas de masas arbóreas

19.02.2019 | 02:16
Uno de los ejercicios de combate en bosque desarollados por la Brilat en Parga. // Brilat

Los bosques han sido a lo largo de la historia el escenario de múltiples conflictos armados pero, sin embargo, el adiestramiento específico para el combate en este tipo de ambiente había sido relegado en los últimos tiempos. La Revista Ejército del Ministerio de Defensa explica, en su último número, la importancia de que las unidades estén preparadas para el combate en zonas de monte y boscosas, además de relatar como a lo largo de los últimos años el Ejército ha recuperado esta capacidad.

Esto último ha sido posible gracias en buena medida a la Brilat. La Brigada Galicia fue elegida en 2016 (entre otras cuestiones, por la ubicación de sus bases en el tercio norte, la zona más boscosa del país) como unidad de referencia de preparación para el resto del Ejército en el combate en estos ámbitos. Además, la Brilat contaba con unas instalaciones próximas, el campo de maniobras y tiro de Parga, en Lugo, que se presenta como el escenario más adecuado para este tipo de prácticas.

Pero su ubicación en un entorno boscoso no es la única razón por la que el Ejército eligió la Brilat como unidad de referencia en este ámbito. Según explica en este artículo el teniente coronel de Infantería, Andrés González Alvarado, otro "valor añadido" para la Brilat es la colaboración que mantiene con la Escuela de Ingeniería Forestal de Pontevedra, de la Universidad de Vigo, de la que destaca que es una "ingeniería líder en el ámbito nacional respecto al estudio de masas boscosas".

Según esta publicación del Ministerio de Defensa, el apoyo de la Escuela va desde charlas de introducción a la silvicultura, a muestras de maquinaria individual y colectiva para realizar trabajos en zonas de bosque y, sobre todo, en la introducción de los efectivos de la Brilat en las nuevas tecnologías para el planeamiento prácticas con cartografía avanzada "Lidar" (Láser imaging detection and ranging). Destaca este teniente coronel de Infantería que el uso de estas herramientas "contribuye al desarrollo de nuevos procedimientos de combate en bosque que se apoyan en tecnologías que se utilizan a diario en ingeniería forestal".

La publicación destaca precisamente la citada tecnología "Lidar" como "uno de los principales elementos" que ha surgido de esta colaboración entre la Escuela de Ingeniería Forestal y la Brilat. Subraya que este trabajo conjunto está descubriendo "las posibilidades tácticas para el combate en bosque" de la ya citada tecnología. Se trata de una técnica de teledetección óptica que utiliza la luz láser para obtener una muestra densa de la superficie terrestre. Añade así que el hardware "Lidar" montado sobre un vehículo (avión, helicóptero o cualquier medio terrestre) "permite conocer el interior de una masa boscosa y ver literalmente a través de la vegetación aérea (dosel arbóreo) y superficial (sotobosque) los elementos del terreno que son invisibles a medios ópticos como la fotografía aérea".

Densidad del monte

Se trata también de una herramienta muy útil en materia de "mando y control", es decir, en el apartado de inteligencia dado que "permite obtener mapas muy precisos de zonas boscosas al ser utilizada con otros programas que son capaces de integrar estos datos del "Lidar" con otros de cartografía digital tradicional. La utilización de estas técnicas permite obtener información tan interesante para las unidades militares como pueden ser la densidad forestal de una determinada masa arbórea, la altura y los tipos de árboles, o el grado de penetrabilidad de la superficie "algo que incrementa, entre otras funciones, la eficacia de acciones de fuego y de movilidad o contramovilidad en el bosque". Es decir, les permite realizar una previsión de la dificultad que se pueden encontrar para moverse en una determinada zona de monte incluso antes de penetrar en ella en un escenario en el que la información de inteligencia es clave para la toma de decisiones.

Centinela gallego

Esta colaboración conjunta con la Escuela de Ingeniería Forestal de Pontevedra ya ha proporcionado beneficios a la Brilat a la hora, por ejemplo de desplegar anualmente la "Operación Centinela Gallego", de disuasión y vigilancia de los incendios durante los meses de verano, así como en otras actividades de instrucción y adiestramiento.

"La búsqueda de aplicaciones militares a la tecnología actual de uso forestal es un reto muy importante en el que ya se está trabajando para introducir todas las posibilidades de estas tecnologías en las tácticas, técnicas y procedimientos de combate en bosque", insiste la publicación.

Cada año, la Brilat, como unidad de referencia, organiza jornadas de actualización para el combate en este tipo de escenarios a la que acuden entrenadores del resto de unidades del Ejército e incluso con la participación de efectivos de los ejércitos de otros países aliados. Asimismo, cuadros de mando del Batallón Zamora (del Regimiento Isabel la Católica 29 de la Brilat) acuden anualmente a la Infantry Battle School en Brecon (Gales) para intercambiar técnicas de intervención en este tipo de zonas boscosas.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

GALICIA EN VINOS

Galicia en Vinos

Todos los vinos de Galicia

Consulta aquí todos los vinos de las cinco denominaciones de origen de Galicia


FaroEduca