Suscríbete

Faro de Vigo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La recuperación de la construcción eleva en 60.000 euros los ingresos por el ICIO

El nuevo edificio de O Con. | S.A.

Moaña ha dejado definitivamente atrás la crisis del ladrillo de la pasada década y en los últimos dos años se ha consolidado como el municipio morracense con más atractivo para las promotoras inmobiliarias. En estos momentos hay tres edificios enteros en construcción, dos de ellos están ya en su recta final. Además, los técnicos de Urbanismo del Concello han registrado en las últimas semanas la entrada de un gran número de solicitudes de licencias de obra para levantar nuevas viviendas individuales.

Esta situación hizo que a lo largo de 2021 el Concello recaudase más de lo previsto por el Impuesto sobre Construcciones, Instalaciones y Obras (ICIO). En base a este incremento recaudatorio, el proyecto de presupuestos municipales del 2022, que se aprobará inicialmente en el pleno del 31 de marzo, recoge un incremento de 60.000 euros en el dinero que la administración local espera ingresar por nuevas obras. En concreto, el capítulo de ingresos calcula 258.500 euros por esta vía, cuando el año pasado se estimaba en 198.500 euros.

El bipartito espera también que, en cuanto esté urbanizado el ámbito de Sisalde, comiencen desarrollos urbanísticos particulares, pues varias promotoras se interesaron por las parcelas. Solo con las cuotas de los propietarios privados para sufragar su parte de la urbanización, la intención del ejecutivo local es recaudar 152.991 euros.

Hay que recordar que el gobierno local bipartito ha modificado la ordenanza del ICIO para bonificarlo hasta en un 95% a las obras de interés público que acometan administraciones superiores. En concreto esta rebaja se aplicó ya al centro de salud de Sisalde y a la reforma integral del colegio de Seara.

Las cuentas que los concejales de Moaña someterán a votación este mes marcan un nuevo récord al sumar un total de 12.473.477,20 euros, lo que supone 888.000 euros más que en el ejercicio 2021.

Los mayores ingresos procederán de la participación en los tributos del Estado, con un incremento de hasta casi 4,3 millones de euros. En cuanto a impuestos, el Concello espera recaudar casi 4,3 millones de euros de los que 2,7 millones procederán del impuesto de inmuebles urbanos (IBI). En cuanto a las tasas, destacan los 175.156 euros que se calculan recaudar por la utilización de servicios públicos por parte de empresas privadas.

Compartir el artículo

stats