Suscríbete

Faro de Vigo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Moaña rebaja los impuestos a la Xunta para facilitar el centro de salud

Terrenos del ámbito de Sisalde, en donde se deberá levantar el centro de salud de Moaña. | GONZALO NÚÑEZ

La colaboración entre la Consellería de Sanidade y el Concello de Moaña para sacar adelante la construcción del centro de salud de la villa en los terrenos de Sisalde, tras décadas de espera por esta dotación, se estrecha cada vez más. El gobierno local dará este mismo mes un nuevo paso decisivo en este sentido modificando la ordenanza fiscal reguladora del Impuesto sobre Construcciones, Instalaciones y Obras (ICIO), de forma que se pueda bonificar en un 95% del mismo las construcciones de las administraciones públicas declaradas de especial interés. Esto implica, en la práctica, que la Xunta se evitaría pagar casi en su totalidad este impuesto en la próxima construcción del centro de salud. También se verá beneficiada la Consellería de Educación en la obra de rehabilitación integral del colegio público de Seara.

En concreto, en el pleno ordinario del jueves 30 de septiembre, el bipartito aprobará incluir en el artículo 8 de la ordenanza fiscal esta modificación con un nuevo apartado. Accederían a esta casi exención del impuesto las obras de administraciones públicas que sean declaradas de especial interés por razones “sociales, culturales, histórico-artísticas o de fomento del empleo, que redunden en la mejora de los servicios públicos que prestan a los vecinos de Moaña”.

La medida se dictaminará en la comisión de este martes y el concejal de Urbanismo, Odilo Barreiro, esgrime que cuenta con los informes favorables de Intervención, Tesorería y Secretaría. “Supone un paso más en los avances realizados por el gobierno municipal para que la construcción del centro de salud que Moaña se merece sea una realidad cada vez más próxima”.

Se suma, esta decisión, a la tramitación urbanística de los terrenos por el sistema de cooperación tras llegar a acuerdos con el resto de propietarios del ámbito y tras licitar el contrato de construcción del vial que atravesará las parcelas y que llevará el nombre de la activista social Elisa de la Peña González. En octubre debería estar en construcción esta calle.

El concejal de Urbanismo espera que esta bonificación del ICIO anime al Sergas a “ejecutar muchas de las infraestructuras que tiene pendientes en Moaña”, más allá del centro de salud. En particular alude a la rehabilitación integral de otros centros educativos que requieren actuaciones estructurales ante su deterioro por el paso del tiempo. “Demostramos, con esta rebaja, que Moaña está dispuesto a colaborar con la Xunta para conseguir las inversiones demandadas desde hace tiempo, y esperamos reciprocidad”, concluye Barreiro.

Este nuevo paso de cara al centro de salud en Sisalde contrasta con los problemas de espacio y recursos que atraviesa desde hace años la atención sanitaria en Moaña. Y es que, pese a la reciente decisión del Sergas de reactivar la opción de pedir cita presencial para la atención primaria en el centro de salud –parcialmente anulada desde el comienzo de la pandemia–, de momento no habrá cambios en el servicio de urgencias en Moaña. La villa está, desde poco después del primer estado de alarma, sin Punto de Atención Continuada (PAC) durante los fines de semana y fuera del horario laboral de los médicos de cabecera. Alegando razones de falta de espacio en Moaña, las urgencias se centralizaron en el ambulatorio de Cangas, más grande y que permite circuitos diferenciados para sospechosos de sufrir COVID-19.

De momento, y pese a relajar las restricciones en materia de atención presencial, el Sergas no contempla que Moaña recupere sus urgencias plenamente, sin que exista todavía una fecha fijada para revertir esta decisión.

Proyecto

En lo que respecta al futuro centro de salud, mientras Moaña sigue tramitando el registro de la parcela, la Xunta espera para recibir el proyecto para el futuro inmueble encargado al estudio Iglesias y Veiga Arquitectos, junto con la dirección de la futura obra.

La lista de espera retrasa el regreso de las consultas presenciales

La Xunta ha reactivado, ayer, la opción de que los pacientes que solicitan citas de atención primaria en los centros de salud puedan elegir la opción de consulta presencial después de meses con atención telefónica y solo con consultas directas en el caso de que así lo decidan los médicos de cabecera. Se trata de un paso más hacia la normalidad rota por la pandemia de COVID-19. Desde los centros de salud de la comarca, sin embargo, explican que el incremento de usuarios presenciales deberá esperar al menos hasta finales de la próxima semana, debido al retraso acumulado en las citas, algo habitual cada verano al no cubrirse las vacaciones de los médicos. Desde Cangas explican que con la “sobrecarga y demora actual” el aumento de la presencialidad no se notará hasta el jueves o viernes, que es cuando hay huecos libres para nuevas citas. Alertan, los profesionales, que todavía existe riesgo en el caso de aglomeraciones de personas, por eso esperan que el criterio de los pacientes que optan por la cita presencial en vez de telefónica sea “adecuado”. En Moaña los facultativos esperan que el regreso a las citas presenciales no ocasione problemas con la falta de espacio. Y es que la media de la atención personal ya superaba el 30% de los casos.

Bueu y Cangas llevan más de una semana sin nuevos contagios

La evolución de la pandemia de COVID-19 en O Morrazo sigue siendo positiva, hasta el punto de que ni Bueu ni Cangas registran nuevos contagiados desde hace más de una semana. En los últimos siete días, solo Moaña ha registrado nuevos positivos por coronavirus, y son menos de nueve los vecinos de esta villa que se han contagiado en este periodo. En cuanto a las cifras activas, Bueu solo suma dos casos según el área sanitaria de Pontevedra (EOXI). La villa buenense tiene una incidencia acumulada de solo 25 casos por cada 100.000 habitantes y se acerca nuevamente a ser un municipio libre de casos de este virus, una situación en la que ya se encontró en una ocasión desde el comienzo de la crisis sanitaria, concretamente durante un día en el pasado mes de abril. La evolución es todavía más alentadora en Cangas, pues ayer el mapa del Sergas indicaba menos de nueve positivos activos. Solo dos días atrás había 13 cangueses con coronavirus. La incidencia acumulada en Cangas es casi nula, con 11 positivos por cada 100.000 habitantes. En Moaña, por su parte, el mapa del Sergas indica 10 casos y la EOXI 11. Son tres menos que el martes. La incidencia acumulada en Moaña es ahora la más alta de la comarca con 52.

Compartir el artículo

stats