Las viñas de Berdón, un nuevo motor económico que arranca en Vilagarcía

Así se consiguen casi 200.000 metros cuadrados de nuevo viñedo

Un operario trabajando en los terrenos de Lagar da Condesa en Berdón, ayer.   | //  FDV

Un operario trabajando en los terrenos de Lagar da Condesa en Berdón, ayer. | // FDV

Manuel Méndez

Manuel Méndez

Cornazo, Santa Mariña, Castroagudín y otros puntos del Ayuntamiento de Vilagarcía ejercen ya como zonas de expansión de las plantaciones de viñedo, tanto adscritas a la Denominación de Origen Rías Baixas como ajenas a ella.

Pero si de verdad hay un entorno que va camino de convertirse en el centro neurálgico de la actividad vitivinícola vilagarciana, no es otro que el situado entre Berdón, Guillán y Trabanca Badiña.

La parcela ya plantada, entre el campo de fútbol y Guillán, con la ría, al fondo.

La parcela ya plantada, entre el campo de fútbol y Guillán, con la ría, al fondo. / M. Méndez

Son varias las bodegas que, o bien han adquirido ya terrenos en esa ladera de Monte Xiabre, orientada a la ría de Arousa, o están dispuestas a hacerlo en próximas fechas.

Desde Caldas

De entre todas ellas sobresale, porque se ha convertido en la punta de lanza de todas ellas y en el mejor ejemplo de esta apuesta por el crecimiento sostenible de la Denominación de Origen, la bodega Lagar da Condesa, con sede en Caldas y perteneciente a uno de los grupos vitivinícolas más importantes de España, Viñas Familia Gil.

FARO DE VIGO ya había avanzado que esta firma adquirió hace un par de años una importante superficie para hacer realidad un ambicioso proyecto, que no solo va a consolidar a Vilagarcía en el mapa vitivinícola, sino también, a generar empleo y a mejorar la hasta ahora deteriorada imagen de Berdón.

Concesión de licencia en Ravella

Esos planes siguen adelante, y ahora más que nunca, ya que el gobierno de Vilagarcía le ha comunicado ayer el visto bueno definitivo.

Lo cual es tanto como decir que Lagar da Condesa y Bodegas Hijos de Juan Gil están en condiciones de plantar alrededor de 25.000 cepas de albariño en 190.000 metros cuadrados de terreno.

Un operario atando cepas en la primera de las plantaciones de Lagar da Condesa en Berdón, ayer.

Un operario atando cepas en la primera de las plantaciones de Lagar da Condesa en Berdón, ayer. / FdV

Manos a la obra

Así las cosas, y con todos los permisos en la mano, Lagar da Condesa quiere contratar de inmediato los servicios de una empresa que se encargue de las tareas de preparación del terreno en las parcelas catastrales 184 y 185, es decir, el terreno ya explanado en su día que se sitúa entre el campo de fútbol de Berdón, el poblado anexo y la circunvalación norte de Vilagarcía.

Esas dos parcelas suman 16 hectáreas y tienen una parte ya dotada de cubierta vegetal; un gran manto verde que se extenderá por la superficie restante para así asegurar el terreno y evitar escorrentías.

Cuando llegue el momento de podar o de vendimiar estaremos hablando de unas 150 personas trabajando, de ahí nuestra satisfacción por lo que podemos aportar a Vilagarcía con el desarrollo de este proyecto

Sobre esa cubierta de hierba se procederá de inmediato a abrir zanjas y a montar toda la estructura del futuro viñedo, con la intención de realizar la plantación de las cepas de albariño en enero o febrero del año que viene, cuando las lluvias acompañen.

Una parte ya plantada

Paralelamente, siguen adelante los trabajos de mantenimiento, sulfatado y operaciones similares en la parcela de más de 3 hectáreas ya plantada hace un año –con unas 4.000 cepas– e igualmente dotada de una importante cubierta vegetal.

Las parcelas que suman 16 hectáreas, con el campo de fútbol de Berdón, al fondo.

Las parcelas que suman 16 hectáreas, con el campo de fútbol de Berdón, al fondo. / FdV

La misma que, con una acusada pendiente, se sitúa entre el campo de fútbol de Berdón y las viviendas de Guillán, es decir, el terreno directamente orientado a la ría, con vistas privilegiadas sobre la misma.

Todo esto quiere decir que, una vez concedida la autorización por parte del gobierno que dirige Alberto Varela, “nos disponemos a afrontar una esperanzadora etapa”, asegura David Landín Roig, el principal responsable de Lagar da Condesa.

Imagen en la que se aprecia el manto vegetal ya consolidado.

Imagen en la que se aprecia el manto vegetal ya consolidado. / FdV

Etapa que considera tan importante para su empresa como para Vilagarcía y la comarca, ya que “estamos hablando de unas veinte hectáreas de superficie, y eso hace necesario disponer de, al menos, cinco trabajadores fijos”.

Hasta 150 empleos, 5 fijos

Dicho de otro modo, “cinco familias que van a beneficiarse de la implantación de Lagar da Condesa en los montes de Berdón que hemos adquirido”, apostilla el empresario.

Estamos hablando de unas veinte hectáreas de superficie, y eso hace necesario disponer de, al menos, cinco trabajadores fijos

David Landín Roig

— Gerente de Lagar da Condesa

Pero eso no es todo. “También hay que tener en cuenta los puestos de trabajo que conlleva la preparación del viñedo y los que se generarán cuando llegue el momento de podar o de vendimiar”, reflexiona Landín.

La parcela ya plantada tiene una pronunciada pendiente que favorece su aireación.

La parcela ya plantada tiene una pronunciada pendiente que favorece su aireación. / FdV

En esos casos, apostilla, “estaremos hablando de unas 150 personas trabajando, de ahí nuestra satisfacción por lo que podemos aportar a Vilagarcía con el desarrollo de este proyecto”.

Contratar gente de la zona

Lo plantea así desde el convencimiento de que se trata de “una importante oportunidad para la zona en cuanto a desarrollo económico y generación de empleo”.

Máxime cuando “la política de empresa nos lleva a contratar gente de la zona en la que estamos asentados”.