Vuelven los terremotos a Galicia después dos meses de un intenso carrusel de temblores que situaron a la provincia de Ourense en el epicentro sismológico nacional, allá por el mes de mayo.

Pues bien, esta provincia vuelve a ser protagonista en el mapa del Instituto Geográfico Nacional, tras el temblor que esta vez tuvo como epicentro el municipo de Gomesende. Su magnitud fue la misma que el ocurrido en el concello ourensano de Baltar a principios de mayo, alcanzando los 3.2 puntos en la escala de Ritcher. El terremoto se produjo a las 13.06 horas de este jueves 12 de agosto, y tuvo dos réplicas, la primera tan sólo dos minutos después, de una magnitud de 2.2, y la segunda, según los registros, a las 16.02 horas, éste de 2 puntos Ritcher.

Pequeños temblores en Lugo y en la costa de O Grove

De una magnitud menor, Galicia registraba el día anterior otros dos seísmos. Fue durante la madrugada de este miércoles 11 de octubre, con un primer temblor que se produjo a las 00.44 horas. Pero en esta ocasión se trató de un maremoto que ocurrió a 21,59 kilómetros (13,41 millas) de la costa de O Grove, y muy cercano a la Illa de Sálvora. Alcanzó 1.7 en la escala de Ritcher.

El epicentro del maremoto que tuvo lugar cerca de las costas gallegas este miércoles.

El epicentro del maremoto que tuvo lugar cerca de las costas gallegas este miércoles.

Curiosamente, esa fue la misma magnitud que horas después -a las 06.17- registró el terremoto que tuvo su epicentro en la localidad lucense de Baleira, en la comarca de A Fonsagrada.

El terremoto que se registró en la madrugada del pasado miércoles tuvo su epicentro en el concello lucense de Baleira.

El terremoto que se registró en la madrugada del pasado miércoles tuvo su epicentro en el concello lucense de Baleira.

Los terremotos de mayo

El quinto mes del año 2021 siempre se recordará en Ourense por los seísmos que hicieron temblar a sus vecinos en tan sólo dos semanas. El 1 de mayo Baltar fue epicentro de un temblor de 3.2 en la escala de Ritcher, que se sintió a una distancia de 60 kilómetros.

Unos días después, el municipio ourensano de Laza registraba hasta nueve seísmos a lo largo de toda una noche, el primero de una magnitud de 3.4, cifra que le alzaba a la segunda posición de los terremotos más importantes ocurridos en la zona desde 1998.