Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Menores trans, dos veces enjaulados

Cuidadanos y artistas se suman a la campaña #Libresnacasa de la asociación Arelas y brindan su apoyo y cariño a esos niños LGTBI+ que no los tienen en sus hogares

Una protesta de Arelas (archivo) // Óscar Corral

Una protesta de Arelas (archivo) // Óscar Corral

Mucho se habla estos días de lo difícil que está resultado para los menores permanecer durante semanas confinados en casa con sus familias, sin tener relación presencial con sus amigos, muchos de ellos, además, en espacios pequeños y/o sin acceso a internet, completamente aislados del mundo. ¿Se imaginan, además, ser un niño LGTBI+ que no cuenta ni con el cariño ni el respeto de las personas con las que ahora se ve obligado a convivir las 24 horas del día? ¿Escuchar, una y otra vez, frases como: "Nunca serás una mujer", "Nunca serás un hombre", "¡¿Cómo que no eres ni hombre ni mujer?!", "Solo me faltaba un marica/una bollera en la familia" sin tener a nadie con quien desahogarse, un hombro donde apoyarse?

Desde que comenzó el confinamiento, la Asociación de Familias de Menores Trans Arelas ha ido recibiendo un goteo incesante de mensajes de menores trans angustiados por esta situación de confinamiento, que para ellos lo es por partida doble, ya que no solo están encerrados entre cuatro paredes, sino que vuelven a estarlo en una identidad que no es la suya, ya que no son tratados como lo que son por quienes les rodean.

"Dentro del colectivo de menores trans tenemos un alto riesgo de suicidio y estamos preocupados por el tono de algunos mensajes que estamos recibiendo de niños que ya no pueden aguantar más la presión que están viviendo en sus casas y de la que no pueden evadirse porque en muchos de estos casos, tienen un alivio en el colegio o el instituto, donde sí tienen el apoyo de sus compañeros y profesores y donde son llamados por su verdadero nombre e identidad", explica Cristina Palacios, presidenta de Arelas.

Para paliar, en la medida de lo posible, esta situación de aislamiento, la asociación ha puesto en marcha en sus redes sociales la campaña virtual #Libresencasa, que hace extensible al resto de niños LGTBI, con la que quieren mostrar a estos menores que están solos en su camino y que cuentan con el respeto de muchas personas. Padres de niños transexuales, personas trans, profesores y artistas se han sumado ya a esta campaña de concienciación transmitiéndoles mensajes positivos de cariño y aliento, y hacerles saber que, aunque no puedan salir a la calle, en cierto modo pueden ser libres en casa a través de su reconocimiento. Los mensajes se pueden enviar al correo de la asociación (arelasasociacion@gmail.com) para ser publicados en sus perfiles sociales.

Arelas hace un llamamiento también a los padres de los niños LGTBI+ para que respeten la identidad de estos menores y los brinden su cariño, que necesitan, más si cabe, en esta situación excepcional. "Nuestros hijos necesitan nuestro amor y apoyo, y necesitan que estemos a su lado", recuerda Palacios, que recuerda que la asociación está también ahí, para los padres que precisen información y asesoramiento.

Palacios recuerda que para muchos menores trans, el estado de alarma también ha supuesto un paréntesis en sus tratamientos o trámites para cambiar su identidad sobre el papel. "No se están dando cita para salud mental, por lo que ahora tendrán que esperar meses. Esto, para alguien que tiene 14-15-17 años y que quiere hacer un tratamiento médico y ve que su cuerpo, cada día que pasa cambia, es un mundo. Si a esto le sumas que estás encerrado todo el día y sin posibilidad de salir con gente que no te apoya es un drama", explica.

Compartir el artículo

stats