25 de abril de 2017
25.04.2017

Javier Sousa Fandiño: "Los familiares nos sentimos muy honrados y también algo abrumados"

Cuenta las impresiones de la familia tras el nombramiento de su bisabuelo como "Regidor Honorario" a título póstumo que tuvo lugar el sábado

25.04.2017 | 03:26
Javier Sousa, con el retrato de su bisabuelo (Izqda.) en el Concello.

Javier Sousa Fandiño fue uno de los descendientes del último alcalde republicano de Moaña, José Fandiño Pidre, que estuvo presente este sábado en el pleno que nombró al exalcalde asesinado como Regidor Honorario a título póstumo. Junto a él estuvieron presentes la también bisnieta Belén Sousa Fandiño y el sobrino Balbino Fandiño Parcero. Javier Sousa se siente "honrado" pero asegura que los familiares no quieren "protagonismos".

José Fandiño fue fusilado en diciembre de 1936 con acusaciones tan peregrinas como la de "masón".

-¿Qué sintieron los familiares en el emotivo pleno extraordinario del sábado?

-Nos sentimos muy honrados y humildes. Lógicamente contentos de que se celebrase y, sobre todo, de que haya sido una decisión tomada por unanimidad, sin grandes reivindicaciones políticas detrás. Es una figura con bastante consenso y sin polémica.

-¿Se esperaban hace unos años una distinción de este tipo para José Fandiño Pidre?

-La verdad es que no. Hace unos años le dedicaron una calle -en 2009 en el barrio de O Rosal- y estuvimos también presentes, así como mi madre, ya fallecida. Se proyectó una recreación muy emotiva. Con aquello habíamos dado por concluidos los homenajes.

-¿Tiene muchas referencias del alcalde fusilado? ¿Le contaban algo sobre su vida de niño?

-Pues la verdad es que tenía muy pocas referencias. Él era mi bisabuelo. Y mi abuelo, que era su hijo, emigró a Venezuela y solo retornó al final de sus días, por lo que no tuve mucho contacto con él para que me contase cosas de José Fandiño. No tuve una referencia directa. Pero sé de su figura gracias a gente como los integrantes de la Agrupación Cultural Nós, que recopilan datos sobre su vida.

-¿A lo largo de todo este proceso descubrió cosas que no sabía sobre su bisabuelo?

-La historia la tuve narrada sobre todo cuando se le dedicó la calle. Yo sabía más o menos lo que había pasado, pero fue entonces cuando tuve todas las referencias y conocí todos los detalles sobre su vida.

-Con independencia de a quien se pregunte, parece que todos tienen palabras positivas sobre José Fandiño Pidre.

-Sí. Parece que era una persona de consenso.

-Es el primer regidor honorario de la historia de Moaña. ¿Os genera orgullo como familia?

-Claro que sí. Es un orgullo para los familiares, pero siempre desde la humildad. Me siento incluso un poco abrumado, me sobrepasa un poco.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
FaroEduca