11 de noviembre de 2018
11.11.2018

Miguel Pereira, subcampeón del Mundo de culturismo natural en Máster 40 de menos de 75 kilos

Su impacto en las rondas comparativas y una coreografía impecable le aúpan al podio, solo superado por el leonés Juan Manuel García

11.11.2018 | 03:31
Miguel Pereira, ya subcampeón del Mundo, anoche, en el podio.

Miguel Pereira se proclamó a última hora de ayer subcampeón del Mundo WNBB, popularmente conocido como culturismo natural. El preparador físico se colgó la plata en la categoiría de Máster 40 de menos de 75 kilos, por la que había decidido apostar tras clasificarse en dos categorías en el Campeonato de España disputado recientemente.

A pesar del gran nivel de los participantes, a Miguel Pereira solo le superó ayer un "muy buen amigo" suyo, el leonés Juan Manuel García, con el que está en contacto habitualmente.

Eso hizo todavía más emocionante para él el triunfo. Ambos formaban parte de la selección española, cuyos integrantes se midieron ayer con otros culturistas de Francia, Bélgica y una selección catalana.

Pocos minutos después de proclamarse subcampeón del mundo de culturismo natural, Pereira explicó a esta Redacción que las buenas sensaciones le habían acompañado desde primera hora de la mañana. Fue entonces cuando tuvieron lugar las rondas de comparativas. Ya ahí intuyó que podría obtener un buen puesto. Le situaban entre otros deportistas que, a priori, se veían muy fuertes. Le pareció "muy buena señal". Y, además, se vio "muy bien" respecto de como se había visto en el reciente Campeonato de España, cuando se clasificó para el Mundial.

Si por la mañana ya se sintió "muy cómodo" sobre el escenario, al posar enseñando músculos mientras demostraba tener muy poca grasa y aparentaba "ser muy grande en el escenario", por la tarde realizó una coreografía impecable que también contribuyó a auparle al podio.

Al cierre de esta edición seguía a la espera de los resultados por equipos mientras disfrutaba de las mieles de su éxito individual. Acompañado por su novia y una amiga, tenía previsto disfrutar de una opípara cena buffet, una justa recompensa para Pereira tras meses de una dieta muy estricta y entrenamientos muy pautados.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook