Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

¿Qué fecha de caducidad tiene realmente Ence?

Los escenarios posibles para la fábrica son ahora una incógnita: salir de la ría ya, en 2033, en 2073 o cuando finalice el proceso judicial

Manifestación contra Ence el pasado 4 de julio. |   // RAFA VÁZQUEZ

Manifestación contra Ence el pasado 4 de julio. | // RAFA VÁZQUEZ

El futuro de Ence en la ría de Pontevedra se enfrenta a cuatro escenarios posibles, a raíz de la sentencia de la Audiencia Nacional declarando ilegal la prórroga hasta 2073. Uno de ellos es que la fábrica tenga que cerrar ya, una opción difícil por el recurso que previsiblemente presentará la empresa, pero con la diferencia de que el reciente fallo del alto tribunal deja la situación orientada hacia la salida más o menos inmediata de la pastera de su actual ubicación en Lourizán.

En los últimos tiempos, Ence se ha debatido entre tres fechas: 2018, 2033 y 2073. El primero de estos años es en el que finaliza la concesión original a la fábrica para ocupar los terrenos de Lourizán en los que se encuentra actualmente; el último se corresponde con la prórroga que le concedió el Gobierno central, presidido por Mariano Rajoy cuando estaba en funciones, y que la Audiencia Nacional ha declarado ilegal; y 2033 sería la fecha tope hasta la que se podría mantener la empresa en la ría de Pontevedra si se aplicase la Ley de Patrimonio de las Administraciones Públicas, que dice que las concesiones no podrán durar más de 75 años, prórrogas incluidas, y la de Ence, otorgada inicialmente en 1958, vencería entonces en 2033.

La Audiencia Nacional ha declarado ilegal la prórroga concedida por Mariano Rajoy, por lo que se entiende que la salida de Ence de Lourizán se tenía que haber producido en el año 2018. Con el previsible recurso de casación ante el Tribunal Supremo que interpondrá la empresa, cabrían ahora tres escenarios posibles: que la sentencia confirme la dictada por el alto tribunal, con lo que Ence debería abandonar la ría de Pontevedra una vez finalizado el proceso judicial –dentro de varios años–; que la decisión sea la contraria a la Audiencia Nacional, y por lo tanto pueda continuar hasta 2073, fecha en la que finaliza la concesión otorgada por el Gobierno central en 2016, o que se atiendan parcialmente los recursos y se pueda aplicar la Ley de Patrimonio, con lo que el cierre o el traslado debería producirse en el año 2033.

Si finalmente la Justicia decide que la concesión de Ence finaliza en 2033, es previsible también que la fábrica abandone la ría antes, pues las inversiones que tendría que hacer en Lourizán ya no le resultarían rentables y las aprovecharía para otras de sus sedes.

Compartir el artículo

stats