María Elena Monsalve Idrobo | Directora Especializada contra el Narcotráfico en la Fiscalía General de Colombia

"Desde 2018 los narcosubmarinos cruzan el Atlántico, pero es difícil cifrar cuántos al año"

Reconoce que desde el apresamiento del semisumergible de Aldán hubo mucha colaboración entre ambos países: España y el mundo tenían que saber que la Fiscalía General de Colombia no duerme"

María Elena Monsalve, en su despacho de la Fiscalía General de la Nación de Colombia

María Elena Monsalve, en su despacho de la Fiscalía General de la Nación de Colombia / Cedida

FICHA PERSONAL |

Forma parte del equipo de la Fiscalía General de la Nación de Colombia, que dirige Francisco Barbosa Delgado, integrado por una veintena de direcciones de sección de lucha contra la delincuencia, en su caso como directora especializada contra el narcotráfico. Con ella cayó, el pasado mes de abril, en una operación con una decena de registros domiciliarios en varias partes del país, doce integrantes de la banda Crucero, que se vincula a la preparación del narcosubmarino de Aldán, apresado en noviembre de 2019 y que supuso el primer semisumergible capturado en aguas de Europa. El artefacto, que cruzó el Atlántico desde Brasil, iba cargado con 3.000 kilos de cocaína. María Elena Monsalve Idrobo asegura que desde el apresamiento del narcosubmarino, se trabajó “articuladamente” con la Guardia Ciivl de España y hasta aquí viajó el principal investigador de la banda Crucero.Por el momento no disponen de datos que puedan asociar a esta misma banda con el segundo narcosubmarino aparecido en aguas de Galicia, en concreto el pasado mes de marzo, a la deriva en la ría de Arousa. En esta ocasión con la droga ya descargada.

–Colombia tiene el estigma de haber sido o ser la “zona cero” del narcotráfico a nivel internacional ¿ha cambiado?.

–No es posible afirmar que actualmente Colombia es la “zona cero” del narcotráfico, ya que corresponde a un negocio ilícito basado en la tercerización de servicios criminales, en el que coexisten nodos de especial relevancia, como son la producción, la distribución, la comercialización y las finanzas internacionales. Hay que tener en cuenta que la continuidad de este universo ilícito que da vida al fenómeno criminal del narcotráfico requiere, entre otros, de la demanda internacional de estupefacientes. No puede perderse de vista que la dinámica del narcotráfico es cíclica y trasnacional, lo que implica que los países productores lamentablemente responden a la demanda de países consumidores.

–¿Cómo es la lucha contra el narcotráfico en su departamento?

–Desde la dirección especializada contra el Narcotráfico se ha pretendido atacar de forma integral el fenómeno del narcotráfico, lo que implica no solo la captura de los integrantes de las organizaciones criminales dedicadas a este negocio ilícito, sino la afectación real de sus finanzas, lo cual se hacce de la mano de la Delegada contra las Finanzas Criminales,.Como herramientas metodológicas para hacer que esto sea posible, se trabaja bajo ejes rectores: itinerancia, articulación y concentración de actividades investigadas.

–¿Desde cuándo tienen constancia que los narcosubmarinos cruzan el Atlántico y llegan a Europa? ¿cuál es el mayor punto de destino, costa portuguesa o española?

–Con relación a la base de datos que existe en la Dirección a cargo, y según investigaciones adelantadas por los fiscales adscritos a la misma, se tiene conocimiento de la utilizacion de semisumergibles que cruzan el Atlántico hacia Europa desde 2018. Con ocasión del caso Crucero, se tuvo conocimiento de la construcción de uno de estos semisumergibles para el tráfico internacional de estupefacientes con capacidad trnsatlántica, en noviembre de 2019.

–¿Le sorprendió la repercusiòn mediática que tuvo este narcosubmarino, apresado en Aldán, el primero en aguas de Europa?

–No me sorprendió, era de esperarse. España y el mundo necesitaban saber que la Fiscalía General de la Nación de Colombia no duerme, que constantemente trabaja para dar sus resultados, no solo en el país sino en pro de la seguridad y salud pública mundiales. En este caso en particular, desde que el narcosubmarino cayó, siempre se trabajó articuladamente con la Guardia Civil de España, que estaba al tanto de todo lo que iba acaeciendo en la investigación para lograr la desarticulación de esta organización criminal y afectar significativamente sus finanzas criminales, lo que en efecto aconteció.

–¿Cómo descubrieron en dónde se construyó el artefacto apresado en Aldán?

–Fue construido en Brasil por integrantes de la organización colombiana investigada en el caso Crucero, operante en Cauca, Valle del Cauca y Nariño.La información se obtuvo mediante el desarrollo de actividades de investigación como la interceptación de líneas telefónicas, seguimiento y vigilanica de personas, búsqueda selectiva en base de datos, labores de vecindario y verificación de información, entre otros.

"A la banda Crucero se le atribuyen cinco narcosubmarinos, tres hechos en Colombia”

–En este caso funcionó muy bien la cooperación internacional.

– Desde que el semisumergible con tres toneladas de cocaína fue interceptado se desarrolló un trabajo articulado con la Guardia Civil española, que fue retroalimentado con los avances de investigación tendentes a la desarticulación de la organización criminal dedicada a la construcción de semisumergibles para el tráfico transnacional de estupefacientes, operante no solo en Colombia sino en otros países como, por ejemplo, Brasil. En esta cooperación internacional, el líder del caso Crucero viajó a España, efectuó inspección y tuvo acceso a la información del proceso abierto en dicho país.

–¿En qué situación están los 12 colombianos arrestados como presuntos autores de la construcción del narcosubmarino de Aldán y a cuántos artefactos se les vincula?.

–Están con medidas de aseguramiento privativo de la libertad en establecimiento carcelario.La organización criminal está asociada a la construcción de, al menos, cinco semisumergibles, tres de ellos construidos en territorio colombiano, los cuales fueron destruidos por la Fuerza Pública.

–¿Está al tanto de las penas impuestas a los siete detenidos en España por el narcosubmarino de Aldán?

–Los capturados en Pontevedra que guardan relación con Crucero son los dos ecuatorianos y un español, que fueron condendaos a 11 años de prisión. Con posterioridad fueron detenidos colaboradores en tierra, condenados a 9 y 7 años de prisión.

–¿Es posible que los detenidos de la banda Crucero tengan relación con otro narcosubmarino que apareció el pasado mes de marzo en la ría de Arousa, en esta ocasión ya sin droga y a la deriva?

– No se cuenta con el resultado del análisis de actividades de investigación desarrolladas recientemente, que constituyan herramientas jurídicamente sólidas para establecer si los miembros de la organización criminal investigada dentro del cso Crucero, están asociados a este segundo semisumergible.

–¿Cuántos narcosubmarinos creen que pueden llegar al año a Galicia sin ser detectados?

– Es difícil establecer una cifra, sin embargo, es importante tener en cuenta que a través de los diferentes procesos de investigación se han logrado neutralizar este tipo de embarcaciones evitando el transporte de una gran cantidad de sustancia estupefaciente.

–Los sistemas de vigilancia de radar (SIVE), de la Guardia Civil en España no detectan estos artefactos bajo el mar. ¿Qué tecnología es la mejor para luchar contra los narcosubmrinos?

– Basándonos en nuestro trabajo, no podemos determinar cuál sería la mejor tecnología. Se trabaja día a día de manera articulada con los diferentes grupos de Policía Judicial y autoridades marítimas mundiales para lograr identificar y desarticular aquellas estructuras criminales al servicio del narcotráfico que utilizan este modus operandi. Sí son necesarias innovaciones metodológicas, conceptuales, de cooperación internacional para abordar las amenazas a las que se enfrentan los Estados, por lo que el modelo de investigación y análisis debe ser omnicomprensivo y adaptarse al fenómeno criminal.

–Aquí y en vista de las últimas operaciones con dos narcosubmarinos, talleres de fabricación de narcolanchas en las Rías Baixas y un laboratorio de producción de cocaína de los más grandes hallados en Europa, recientemente descubierto en Cotobade, da la sensación de un repunte del narcotrafico a gran escala con lazos con Sudamérica que nos devuelve a épocas pasadas de las mafias de los narcos gallegos (Sito Miñanco, Charlin, Oubiña...). ¿Tienen ustedes también esa sensanción de este incremento del negocio ilícito del narcotráfico?

– El narcotráfico en Colombia no funciona de una forma piramidal ni de cadena lineal con control total sobre el universo de fases criminales (producción, distribución, comercialización y finanzas criminales).

“Por el momento no se vincula a esta banda el otro narcosubmarino de Arousa”

–Esta nueva generación de narcotraficantes no se mueve con la notoriedad y vida de alto nivel de la que presumía la anterior.

– Como es bien sabido, el narcotráfico ha mutado y evolucionado según sus necesidades, por lo que hoy en día los cabecillas de las organizaciones buscan establecer un perfil bajo o discreto, con el fin de no llamar la atención de las autoridades, intentando pasar desapercibidos entre la sociedad. Todos esto, aprendiendo de las costumbres y ejemplo de los antiguos capos.

–¿Qué perfil tiene el narcotraficante en Colombia?¿Hay otro Pablo Escobar??

– El narcotráfico es una forma de crimen organizado con alcance trasnacional que actualmente gira en torno al ofrecimiento y producción de bienes y servicios ilegales especializados que responden a una dinámica de relación en red, por lo que las organizaciones criminales al servicio no tiene control sobre la totalidad de las fases del delito, sino sobre actividades criminales específicas.

"No temo por mi vida"

–¿Tienen prevista alguna visita a España?  

– En lo que respecta a mi dirección, por ahora no hay prevista visita.

–¿Por qué se especializó en narcotráfico?  

– La Fiscalía General de la Nación se enuentra debidamente estructurada para perseguir las diferentes tipologías delictivas, desde que nació en 1992. Con la Constitución Política de 1991 fui asignada a lo que entonces se denominaba Ley 30, hoy Seguridad Pública, donde conoía, entre otros elitos, lo que hoy se denomina microtráfico. Estando allí fui ascendida a fiscal especializada y empecé a trabajar en la Unidad de Narcotráfico y en 2008 me seleccionaron para trabajar en la Unidad Nacional Antinarcóticos y de Interdicción Martítima (UNAIM), hoy Dirección Especializada contra el Narcotráfico (DECN). Son cosas de la vida, del destino y el camino laboral recorrido. Con tantos años en la lucha contra las drogas, puedo decir que me especialicé.

“Los nuevos narcos buscan un perfil más discreto para pasar desapercibidos”

–¿Teme por su vida?  

– Como fiscal siempre he sido respetuosa con la de dignidad del ser humano, aunque esté al margen de la ley, y quien decide dedicarse a esa carrera delictiva, también decide asumir el riesgo de que, tarde o temprano, podrá ser capturado y cuando ello sucede, las reglas del derecho penal y las formas de cada juicio deben respetarse, por tanto no temo por mi vida. Si como fiscal no temí, menos ahora cuando mi labor es llevar la voz de los resultados de los fiscales que se encuentran adscritos a la Dirección a cargo.

El narcosubmarino de Arousa, con el nombre pintado de “El Poseidón”, en Vilagarcía.   | // FDV

El narcosubmarino de Arousa, con el nombre pintado de “El Poseidón”, en Vilagarcía. | // FDV / Cristina González

A la espera del recurso de Fiscalía contra la rebaja de penas en Aldán

Los dos narcosubmarinos transatlánticos aparecidos, el primero de ellos en noviembre de 2019 en Aldán; y el segundo el pasado marzo en la ría de Arousa, suponen un antes y un después en el negocio del narcotráfico en Galicia y todo apunta a que no serán los últimos. Por el momento, sólo hubo detenidos y condenados en el caso de Aldán, y nada se sabe del otro semisumergible que apareció a la deriva en Arousa, descubierto por un marinero en el canal de entrada al puerto de Vilagarcía. El narcosubmarino de Aldán, que luce en la escual de la Policía Nacional en Ávila, acabó con siete detenidos, pero sin averiguarse quién estaba detrás del encargo de esos 3.000 kilos de cocaína que transportaba con un valor de 123 millones de euros.

De los siete detenidos, tres de ellos siguen en prisión. Se trata de los tripulantes de la nave, dos ecuatorianos y el piloto vigués. La nave partió de Brasil y cruzó el Atlántico, en una singladura de 16 días. La descarga iba a ser en Portugal, aunque quedó frustrada y el piloto vigués puso rumbo, a la desesperada y en un intento de huída de las fuerzas de seguridad de las que ya sabían que lo habían detectado, hacia la ría de Aldán, que conocía, en donde hundió la nave e intentaron escapar por el monte. Los dos ecuatorianos fueron detenidos al momento y el piloto vigués un día después de permanecer escondido en una casa de madera en O Hío.

Sobre las penas impuestas a los siete condenados, el TSXG mantuvo los 11 años a los tres tripulantes, pero absolvió a dos de las personas que les apoyaron desde tierra del delito contra la salud pública en relación al narcosubmarino (a uno de ellos le mantuvo un delito en la modalidad de sustancias que no causan grave daño) y rebajó la pena a los otros dos por considerar que el delito fue en grado de tentativa. El Fiscal recurrió esta sentencia de rebaja de penas y se está a la espera de fallo.

Con respecto al semisumergible de Arousa sigue guarado en una nave en el puerto de Vilagarcía, a la espera de decidir su destino.