Suscríbete Faro de Vigo

Faro de Vigo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La balsa de agua residual que se esconde bajo la Casa del Mar de Aldán

Abalo pide que Augas se involucre en una solución de "común acuerdo" con la concesionaria. El concejal de gobierno desempolva la idea de rescatar la gestión pública del agua como A Coruña o Valladolid

Técnicos del Instituto de Investigaciones Marinas en el Saíñas. | // S.Á.

Tras el informe de la concesionaria del abastecimiento y saneamiento de Cangas que detectó como foco de la contaminación del río Orxas, en Aldán, una balsa de aguas residuales bajo la Casa del Mar, ahora toca conocer qué pasos van a dar las administraciones para solucionar este problema. Vecinos de Aldán, que el domingo se concentraron en protesta por los vertidos, dicen que están a la espera de una respuesta “convincente del Concello, porque si no responde, la próxima concentración será en el Concello.

Otro detalla de la balsa de agua residual bajo la Casa del Mar. Fdv

La alcaldesa de Cangas, Victoria Portas, aseguraba el viernes que ya le habían comunicado la situación de la Casa del Mar -que acoge el centro de salud y un centro social- al gerente del área sanitaria de Vigo, Javier Puente, y que desde ese mismo día Sergas, Seguridade Social, concesionaria y Concello trabajaban ya para, en primer lugar, succionar las aguas grises estancadas. Ayer, la regidora rechazó valorar la protesta vecinal. Sí que lo hizo el teniente de alcalde y edil de Urbanismo, Mariano Abalo, que asegura que los vecinos “tienen toda la razón”, pero también dice que la protesta deja al descubierto “la doble moral” del PP que reclama una solución cuando estando en el gobierno prepararon los pliegos de la concesión del ciclo integral del agua “desastrosos” para el Concello y tan “beneficiosos” para la empresa “que a la hora de aperturar expedientes fueron pensados para que fueran complejos de resolver”.

Situación del Orxas, ayer, con el agua todavía turbia y que desprende mal olor; y a la izda. la Casa del Mar. Santos Álvarez

Abalo asegura que desde el Concello se trasladó a Augas de Galicia la problemática de Aldán para que “se involucre y busque una solución de común acuerdo con la concesionaria”. El concejal de gobierno anuncia que van a recuperar un proyecto del año 2018 que implicaba una actuación global en Aldán y que, precisamente fue rechazado por Augas de Galicia porque afectaba al río: “Lo lógico es recuperar y actualizar este proyecto y que Augas de Galicia se involucre y delibere”.

Abalo es partidario de que el Concello rescate la gestión pública del agua, que le trae unos beneficios de más de 3 millones de euros por la alteración que se hizo del contrato, aprobando además una ordenanza gravosa que le costó la alcaldía a José Enrique Sotelo (PP) y por la que la empresa reclama en base a los contratos preparados. El concejal de ACE considera que rescatar el servicio es la única solución si se quiere abordar el tema con garantías y dice que es algo que está en la agenda del gobierno local y que es posible. Recuerda el caso de A Coruña que con la empresa pública se renovó el 80% de la red con beneficios en el servicio; “cuando los de esta concesionaria se van a Australia”; o el caso de Valladolid que en cinco años que es municipal pasó de déficit a un superávit de 13,3 millones de euros, dice Abalo. El concejal reprocha la “ausencia de control” del servicio en Cangas “que tiene repercusiones gravosas para el Concello”.

Técnicos del Instituto de Investigaciones Marinas recogiendo muestras ayer del Saíñas. Santos Álvarez

Por otra parte, técnicos del Instituto de Investigaciones Marinas, perteneciente al CSIC, estuvieron recogiendo muestras ayer en el río Saiñas y Rego das Presas, dentro de un proyecto de investigación que empezó hace más de un año y tiene tres de duración, sobre los ríos que desembocan en la ría de Vigo.

Sotelo: “Las heces flotando en la playa debían estar congeladas en los sótanos de la Casa del Mar”

En relación al foco de vertido del Orxas, el portavoz del PP de Cangas, José Enrique Sotelo, asegura que no van a permitir que se siga mintiendo y pregunta cómo es posible que un edificio que lleva 40 años construido, en alusión a la Casa del Mar, no esté a día de hoy conectado al saneamiento, y que aún siendo así la empresa con la complicidad del Concello estuviera divagando primero que era un edificio, luego una tubería rota, después un tapón y ahora un edificio sin conectar. Sotelo dice que el tapón fue “la melodía y hit parade del verano en Aldán. Sería una suerte que fuera éste el problema, ya que en dos días estaría solucionado. Debe ser que la gente que va a la consulta tiene toda diarrea. ¡Una estafa más!”. Para Sotelo, la realidad del problema de contaminación en el Orxas es la falta de mantenimiento de la red y que las tuberías desde el arenero construido hace años para evitar filtración están sin conectar: “La culpa ahora es del Sergas que no es propietario del edificio (tiene una cesión de uso de una parte). Como siempre todos son culpables menos los pasotas del Concello” y añade “los cagallones flotantes en la playa debían de estar congelados en los sótanos de la Casa del Mar. Que vergüenza. Buscan el titular para desviar la atención y no lo vamos a permitir. Cómo es posible que una hora antes de la inspección de Augas de Galicia aparezca una cisterna limpiando los registros? No es casualidad, sino algo más por lo que alguien tiene que asumir responsabilidades”.

Compartir el artículo

stats