Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El PP alega falta de transparencia para impedir la indemnización a Aqualia por el cierre de la piscina

Usuarios en la piscina de Moaña tras su reciente reapertura.   | // G.N.

Usuarios en la piscina de Moaña tras su reciente reapertura. | // G.N.

El PP de Moaña, a través de su portavoz, José Fervenza, ha presentado una alegación para intentar impedir el pago de 50.000 euros por parte del Concello moañés a la empresa FCC Aqualia, a modo de indemnización por el cierre de la piscina municipal durante el estado de alarma de la primavera de 2020. La ayuda fue aprobada en pleno con el voto en contra de la oposición y el PP recurre ahora a las alegaciones durante el periodo de exposición pública para tratar de impedir lo que considera “una entrega de 50.000 euros de todos los moañeses a una multinacional, cuando todos los vecinos de Moaña hemos sufrido económicamente los daños de la pandemia pero el ayuntamiento no nos entrega ese dinero”.

El PP se acoge a dos presuntos incumplimientos para el pago de lo que, entienden, es una Ayuda de Estado. En el primer caso apelan a que el gobierno local incumple la “Ley de transparencia, acceso a la información pública y buen gobierno”, al no cumplir con trámites obligatorios como publicar en la sede electrónica o página web del Concello todos los documentos de la modificación presupuestaria.

El segundo incumplimiento que alega el PP es que dicha modificación incluye una “ayuda de estado no comunicada ni justificada su exención”, apelando a que puede suponer problemas desde el punto de vista de la libre competencia. Fervenza considera que, en conjunto, estos dos supuestos incumplimientos recogen “una muestra más del oscurantismo y la ley del silencio con la que actúa la alcaldesa”.

Ya en el plano de la crítica política, el PP considera “incompresible” la actitud del gobierno local en este asunto. “Si la piscina se explota con normalidad y hay beneficios es la empresa concesionaria la que se queda con ellos y si unos meses le va mal, el bigobierno quiere que el Concello le cubra sus gastos con dinero de los vecinos”.

En este sentido, desde el PP entienden que la concesión de una instalación pública como la piscina municipal “es a riesgo y ventura de la empresa” y señala que la legislación europea establece “que no siempre tiene que ganar la concesionaria y la posibilidad de que no recupere sus gastos constituye una exigencia inherente a toda concesión”.

Compara, Fervenza, los 262 millones de euros que obtuvo la empresa en 2020 con las dificultades que atraviesan “autónomos, empresarios y vecinos de Moaña”.

Compartir el artículo

stats