Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El Concello licitará contra reloj el proyecto del parque forestal de Udra para no perder la subvención

El presupuesto es de 55.600 euros y la Diputación aporta cerca de 32.000 | La primera fase debe estar justificada antes de fin de año

Una visita guiada por el entorno natural de Cabo Udra. |   // GONZALO NÚÑEZ

Una visita guiada por el entorno natural de Cabo Udra. | // GONZALO NÚÑEZ

El Concello de Bueu tendrá que licitar contra reloj el contrato para acondicionar un parque forestal en Cabo Udra, una actuación que cuenta con una subvención de la Diputación de Pontevedra y cuya primera anualidad debe justificarse antes de acabar el año. Desde el consistorio se realizaron consultas ante la propia institución provincial y con la empresa redactora del proyecto para valorar la posibilidad de alterar el cronograma de los trabajos, una posibilidad que los redactores descartaron porque es inviable desde el punto de vista técnico.

Ante esta situación, desde el gobierno avanzan que de inmediato se trasladará la documentación al departamento de Secretaría para la elaboración del pliego de cláusulas técnicas y proceder a la inmediata licitación de un proyecto que está presupuestado en 55.600 euros, de los que casi 32.000 son aportados por la Diputación.

La intervención abarcará una superficie de 48 hectáreas y en la primera anualidad los trabajos se centrarían en un espacio de 21 hectáreas. En esta primera fase las labores deberían focalizarse en rozas, desbroces y eliminación de especies invasoras, como la acacia negra o el eucalipto, con el objetivo de crear un área de defensa para las zonas edificadas.

Los propietarios de los terrenos son los comuneros de la parroquia de Beluso, que hace unos días mantuvieron una reunión con el gobierno local para tratar, entre otros, este asunto. El Concello confía poder licitar en noviembre y ejecutar los trabajos en el plazo de un mes. La directiva de los comuneros entiende que técnicamente es posible realizar las labores programadas en ese tiempo, pero siempre y cuando las condiciones meteorológicas acompañen. De hecho no ocultan que están “altamente preocupados” ante la posibilidad de perder la ayuda de la Diputación, para la que ya no hay más posibilidades de prórroga puesto que en 2019 ya se concedió un primer aplazamiento.

La institución provincial aprobó una ayuda de 31.800 euros y el resto del presupuesto, hasta los 55.600 euros, debe ser aportado a partes iguales por Concello y Comunidade de Montes de Beluso. La segunda fase del parque forestal incluye, además de cortas y desbroces en otros puntos, el acondicionamiento de la red de senderos, instalación de mesas y paneles interpretativos y una intervención para mejorar y poner en valor el entorno del manantial de Barcelo.

Compartir el artículo

stats