Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El urbanismo del futuro

Moaña necesita 97 actuaciones y 21,6 millones para contar con una movilidad inclusiva y verde

El bipartito concluye el plan marco que servirá para orientar todas las políticas urbanas durante los próximos años -Incluye desde suprimir todas las barreras arquitectónicas hasta construir 30 itinerarios peatonales

Rodrigo Currás, en su despacho, con el Plan de Movilidade. // G.N.

El Concello de Moaña ha concluido la redacción de su Plan de Movilidad Sostenible (PMS) tras acometer diversos ajustes solicitados por la Diputación, que financia su elaboración. El bipartito espera el informe favorable del organismo provincial en breve. El documento marco para orientar todas las políticas municipales en materia de movilidad urbana a lo largo de los próximos años establece un total de 97 actuaciones a acometer a largo plazo para adaptar totalmente el municipio tanto a una movilidad completamente accesible para personas con discapacidad como a facilitar un descenso en la contaminación. Esta adaptación total tendría un coste de 21.641.491 euros, según la estimación de precios de cada una de las obras pendientes.

Se contemplan medidas como la instalación de una estación de carga eléctrica, la promoción del coche compartido, observatorios de movilidad y de accidentalidad, la implantación de una App para el transporte a demanda o el repintado viario con pintura antideslizante. Otras acciones en materia de inclusión que deberá acometer Moaña en los próximos años pasa por la eliminación de todas las barreras arquitectónicas tanto en las calles Ramón Cabanillas y Concepción Arenal como en la Rúa Canexa y en todos los viales de O Real. También se construirán caminos escolares seguros en el entorno de todos los colegios y sendas peatonales como la que está a punto de habilitarse en el Camiño Real u otra entre la rotonda de Portal do Almacén y el Lidl, en Tirán, entre otros muchos itinerarios para peatones y ciclistas en distintos barrios, pues se contemplan hasta 30 trazados de este tipo. Las mejoras de las líneas y paradas de autobús, más aparcamientos disuasorios y la actuación en puntos de alta siniestralidad viaria como la Curva de Caiagua son otras de las actuaciones que se contemplan en este plan.

Una de las actuaciones que se acometerán a corto plazo, pues ya está consensuada con los vecinos de la zona, es la construcción de un itinerario peatonal y ciclista por la PO-313 entre la rotonda del Portal do Almacén y el aparcamiento disuasorio de Broullón. Y es que esta carretera solo tiene aceras, y muy deficientes, en el barrio de Quintela. Todo el itinerario tendrá un ancho de 1 metro como mínimo y las aceras ya construidas deben ampliarse a, como mínimo, 1,80 metros. En total sería una senda de 3.482 metros lineales de nueva ejecución.

El concejal de Mobilidade, Rodrigo Currás, considera que este documento, que lleva meses en redacción, es clave "para establecer un cambio de tendencia hacia la no discriminación de las personas por motivos de accesibilidad". Recuerda que no se trata de un documento vinculante, pero en él se plantean medidas a futuro cuya ejecución estará sujeta "al grado de oportunidad de financiación en cada momento". Las medidas contempladas cuentan con cierto grado de flexibilidad para que cada proyecto pueda adaptarse a la mejor solución técnica.

La utilidad más inmediata del PMS para el bipartito es que permite al Concello acceder a líneas de subvenciones para desarrollar algunas de estas medidas "y constituye una oportunidad para resolver problemas de conexión física entre barrios o espacios públicos concretos, así como mejorar el transporte y llevar actividad a las áreas castigadas por el tráfico", concluye Currás.

Compartir el artículo

stats