Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El reto de Eiras para 2070 en Vigo: surtir a casi 20.000 vecinos más y mayor demanda industrial

El reto de Eiras para 2070 en Vigo: surtir a casi 20.000 vecinos más y mayor demanda industrial

2017 se despidió con un toque de atención a vecinos y administraciones: la comarca de Vigo, tierra atlántica, generosa en lluvias, no es ni mucho menos inmune a las sequías. Aquel año diciembre se estrenó con la presa de Eiras al 37,12% y Zamáns al 34,37%, valores extraordinariamente bajos que obligaron a activar la alerta para garantizar el suministro.

El estudio de alternativas apunta a 313.800 vecinos y nuevos polígonos | “En la configuración actual es necesaria la capacidad de garantizar 25 Hm3/año adicionales en el sistema Eiras y 2,4 en el de Zamáns”, precisa para | futuro

Con aquella experiencia todavía reciente y conscientes de que el cambio climático es un fenómeno en marcha, en 2018 Gobierno central, Xunta y Concello acordaron impulsar de forma conjunta un estudio para aclarar cuál –o cuáles– son las mejores fórmulas para reforzar el aporte de agua. Los resultados se desvelaron hace una semana. Tras casi cuatro años de análisis, sus autores concluyen que la mejor solución pasa por un “cóctel” de medidas. Cuatro, a “grosso modo”: reforzar la conducción de Eiras con Vigo, aprovechar el aporte de la confluencia de los ríos Verdugo y Oitavén en caso de emergencia –como en 2017–, construir una nueva presa aguas arriba de Eiras a largo plazo y un trasvase del Miño para surtir a Zamáns, medida que beneficiará a Gondomar y Nigrán. Quedan descartadas para los autores tanto la posibilidad de construir una planta desalinizadora, demasiado cara; o un recrecido de Eiras, inviable al exigir el vaciado del embalse.

  • Esta es la apuesta de los expertos para garantizar el agua de Vigo

El estudio va sin embargo más allá y aporta algunas claves sobre cómo evolucionará la demanda de agua a lo largo de las décadas siguientes. Su conclusión es que en medio siglo, hacia 2070, la ciudad podría sumar casi 20.000 vecinos más a los que habrá que abastecer de agua. No solo eso; el desarrollo de polos industriales ya trazados exigirá un aporte extra para surtir la demanda empresarial.

De entrada, los técnicos han sacado una “fotografía” de la demanda actual de agua. Tomando como referencia el INE de 2019, calculan que en Vigo residen 295.364 habitantes –el balance oficial de 2020 es sin embargo algo mayor y roza ya los 296.700– y que en el municipio se genera una demanda urbana de 39,89 hectómetros cúbicos anuales (hm3/año). Añadidos al consumo que se destina a la ganadería, la industria y el turismo la demanda global sube a 42,20.

  • Estos serán los concellos más afectados por el cambio climático
    Un estudio de científicos americanos sobre el cambio climático insta a las zonas costeras a prepararse para “futuros mucho más difíciles”

Los datos son considerablemente distintos en las proyecciones de futuro. De entrada, el escenario seleccionado por los autores del informe estiman que en cincuenta años se alcanzará en Vigo un censo de 313.786 vecinos, lo que elevará la demanda urbana del municipio a 42,38 hm3/año. La proyección demográfica no es gratuita. En su informe, los técnicos explican que se ha echado mano de la proyección de crecimiento más conservadora del nuevo PXOM, muy similar a la realizada con datos del INE.

El estudio recoge, en cualquier caso, otras proyecciones más optimistas que superan los 460.000 residentes y también cálculos conservadores, en los que no se alcanzan siquiera 300.000 empadronados.

  • Claves del informe
    1. Evolución de la población

    Antes de formalizar la demanda judicial, los afectados por la cancelación o retraso de un vuelo deben reclamar a la compañía.

    2. Aumento de la demanda urbana

    La demanda urbana actual de agua se sitúa en la ciudad en 39,89 hm3/año._En el escenario de futuro analizado en esl estudio pasaría a 42,38.

    3. Refuerzo del tejido y demanda industrial

    El informe valora también otros usos, como el turístico o industrial, que se verá marcado también por la creación de nuevos polos.

Menos oscilaciones se prevén en el consumo ganadero. En el industrial, sin embargo, para el que se calcula una demanda actual de 2,28 hm3/año, sí se contempla un incremento sensible. El informe recuerda que entre el área portuaria, el PTL de Valladares y el polígono de Balaídos, la ciudad alcanza una superficie total industrial de 284,82 hectáreas; pero el dato aumentará con el desarrollo de Gandarón, A Garrida o la ampliación del polígono de Balaídos, entre otros espacios de aprovechamiento industrial ya planificados. Sumados todos los consumos, la demanda global de futuro sería de 47,26.

  • La Galicia que trae el cambio climático
    El aumento de olas de calor, la llegada de especies invasoras portadoras de enfermedades y el envejecimiento elevarán la mortalidad, prevé la Xunta | Las sequías serán más intensas

El olívico no es en cualquier caso el único municipio que han analizado los autores de un estudio que engloba los 16 ayuntamientos del sistema de Eiras-Vigo. Su informe concluye que la demanda teórica para la situación actual es de 70,43 hm3 anuales, de los que 52,20 se corresponde con los consistorios del subsistema Eiras, 5,96 del de Zamáns y 12,28 de los que se integran en la cuencia del Miño.La peculiar configuración del sistema, con partes de los municipios conectadas a redes de otras localidades, sitúa la “demanda teórica” del embalse de Eiras sin embargo en 60,76. El abastecimiento real es sin embargo menor. “En la configuración actual es necesario disponer de la capacidad de garantizar 25 hm3/año adicionales en el sistema de Eiras y 2,4 en Zamáns”, aporta el informe en sus conclusiones.

 La ley de mejora del ciclo integral del agua vuelve a enfrentar a Xunta y Ayuntamiento

Caballero asegura que la norma invade competencias de la autonomía local al imponer cánones y obligaciones que “no nos corresponden”

La ley en ciernes de mejora del ciclo integral del agua en Galicia se ha convertido en un nuevo capítulo del enfrentamiento entre el Concello, que ha enviado entre críticas alegaciones al borrador del anteproyecto, y la Xunta, que ha contestado a esas críticas lamentando la falta de solidaridad del Gobierno local. Abrió fuego ayer el alcalde criticando que la ley pretenda obligar al Ayuntamiento a “supervisar y atender las pérdidas de agua” que se produzcan en los ayuntamientos que se abastecen de agua procedente de Vigo y que además imponga un canon en caso de que esas pérdidas superen el 20 por ciento.

“Tanto si fuera en Vigo como si fuera, pongo por caso, en Redondela, en cualquiera de los dos casos se tendrá que encargar Vigo, y Vigo tendrá que pagar un canon por la mala atención de otros ayuntamientos"

Abel Caballero - Alcalde de Vigo

decoration

Este aseguró que Vigo le da un muy buen tratamiento al abastecimiento y cada vez que detecta un problema se encarga de arreglarlo. “El canon se lo queda la Xunta y no arregla. Si el canon fuera para arreglar podríamos entenderlo, pero no, es un canon para fastidiar, porque en Vigo cuando hay una pérdida la resolvemos, hacemos una obra y la pagamos, pero ahora tenemos que pagar a la Xunta a cambio de nada”, indicó. La réplica de la Xunta la ha dado la conselleira de Infraestructuras y Movilidad, Ethel Vázquez, quien recordó que la gestión del agua competencia municipal, como establece la legislación básica estatal, pero que lo cierto es que la mayor parte de los municipios gallegos tienen serias dificultades para ejercer de forma eficaz esas responsabilidades. Por ello, lamentó que “el alcalde de Vigo y presidente de la FEMP “se desentienda de ayudar a los concellos” y de “algo tan complejo” como es la gestión del agua. “Gestionar el agua es costoso, es complicado, y si los servicios del agua se gestionan mal la calidad del agua empeora y lo pagan los ciudadanos, el medio ambiente, la pesca, el marisqueo, el turismo y la salud pública”, apuntó la conselleira. “[Caballero] olvida los problemas que tienen realmente los concellos pequeños en la gestión del agua, y también los grandes, porque recordemos que Vigo precisó de la ayuda de la Xunta para una nueva depuradora, que es competencia municipal”, añadió.

Compartir el artículo

stats