La Policía Nacional ha desmantelado una presunta red de transporte de hachís con ramificaciones en Galicia y Andalucía que importaba la droga desde el norte de África por vía marítima. El pesquero “Otero”, el bateeiro “EVA” o el velero “Flati” formaban parte de la flota de la organización supuestamente encabezada por el vilagarciano José Ramón Dorgambide, alias Panadero, que ayer entró en prisión tras comparecer ante la magistrada del juzgado número 1 de Vilagarcía. La juez también ordenó el ingreso en prisiónde al menos otros cuatro de los 21 detenidos.

Las fuerzas del orden llevaban un año siguiendo la pista de la red. Todo comenzó en septiembre de 2021 cuando la DEA (agencia antidroga estadounidense) informó de la existencia de una organización hispano-marroquí que estaría preparando una embarcación para el transporte con destino a Galicia.

Tras decomisos en Andalucía de fardos arrojados al mar por lanchas de alta velocidad, los arrestados habrían abortado varias operaciones con más de 6.000 kilos en juego. Así lo demuestran las escuchas practicadas a lo largo de la investigación.