Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Los dueños de fincas forestales perdieron 50 millones por el bajo precio de la madera

Un operario corta un tronco de eucalipto en Cortegada.

Un operario corta un tronco de eucalipto en Cortegada.

Las talas de árboles generaron 250 millones el año de la pandemia, un 16% por debajo del ejercicio previo | Los 80.000 propietarios obtuvieron 3.125 euros per cápita: 625 menos

Los más de 80.000 propietarios forestales que venden madera anualmente pagaron una factura el año pasado por los bajos precios del mercado y la crisis del COVID-19: 50 millones de euros. Esta es la estimación de la Consellería de Medio Rural sobre los ingresos derivados de las cortas de árboles durante 2020, que generaron alrededor de 250 millones de euros frente a los 300 del ejercicio previo.

La caída de precios, que afectó fundamentalmente al eucalipto, generó un descenso del 5,5% de cortas, el equivalente a 526.190 metros cúbicos de madera menos que en 2019, pero el desplome del retorno económico fue tres veces mayor, en concreto del 16,6% menos, que es lo que ingresaron los dueños de estas fincas respecto a 2019.

Las estimaciones de Medio Rural superan así las elaboradas por la Asociación Forestal de Galicia, que cifró los ingresos de cortas en 222,5 millones, mientras que la administración eleva ese dato a los 250, teniendo en cuenta no solo a los asociados al citado grupo, explican desde el departamento.

De esa forma, la media por propietario se situó en 3.125 euros per cápita, 625 menos que doce meses antes. ¿Por qué se produjo el descenso en la rentabilidad de esa especie de hucha que es el monte para los gallegos? “La diferencia entre 2019 y 2020 se debe a una bajada del precio, sobre todo en el eucalipto, lo que avala la necesidad de suspender temporalmente las plantaciones de esta especie en zonas donde no se estaba plantando”, expone el departamento de José González sobre el veto temporal a estas plantaciones que entrará en vigor entre mayo y junio, tras la aprobación de la Lei de recuperación da terra agraria.

Ese descenso afectó al 12% de familias gallegas, que perciben ingresos regulares del monte. “La madera actúa como un ejemplo de plan de pensiones y así lo apoyan los datos, fundamentados en su rentabilidad. Así, especies como el eucalipto o el pino constituyen especie generadoras de riqueza y empleo”, apunta Medio Rural en un momento en que la Xunta presiona para evitar el principal cliente de eucalipto de Galicia: Ence.

De los casi nueve millones de metros cúbicos talados el año pasado, el eucalipto copó el 59,9% (5.339.912 metros cúbicos), frente a un 35% de pino (3.137.364), porcentajes casi idénticos a los de 2019, si bien entonces el volumen de podas fue de 9.442.623 metros cúbicos. El resto correspondió a otras coníferas y frondosas caducifolias.

Por provincias, Pontevedra generó algo más de un millón de metros cúbicos de madera, por 4 de A Coruña, 3,4 de Lugo y alrededor de 310.00 de Ourense. Según Medio Rural, los distritos que superaron el millón de metros cúbicos de madera cortada fueron el de Bergantiños-Mariñas Coruñesas, Santiago-Meseta Interior y Mariña Lucense.

Propietarios forestales con ingresos anuales: 80.000 | Ingresos per cápita en 2020: 3.125 euros

Más bosques autóctonos

De acuerdo con las estadísticas del inventario forestal, Galicia registra tres millones de hectáreas de superficie, de las que dos son forestales y más de 1,4 de superficie arbolada.

El sector deberá readaptarse no solo a la bajada de precios, sino a los planes de la administración autonómica, que prevé una reducción del 5% de la superficie dedicada al eucalipto en 2050, lo que permitiría transformar 20.000 hectáreas dedicadas a esta especie a bosques autóctonos.

Las claves

  • Las talas cayeron un 5,5% en 2020

    Las restricciones por el COVID-19 y, sobre todo, la bajada de precios causó que se cortasen 526.190 metros cúbicos menos de madera que en 2019. El total fue de 8,9 millones.

  • Un 16% menos de dinero generado

    Medio Rural estima que la madera cortada generó 250 millones de euros el año pasado frente a los 300 de 2019.

  • El eucalipto copa el 60% de las podas

    La especie que más se usa para sacar dinero al monte es el eucalipto, que aglutinó casi el 60% de todas las cortas.

Compartir el artículo

stats