Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Pesca no mueve ficha a favor de una oficina de la FAO en Vigo mientras firma otra para Málaga

El Ministerio dice que “no ha llegado la petición”, pese a que es España la que debe ofrecerse, como se hizo en el caso malagueño

El alcalde de Málaga durante el acto ayer para la nueva oficina en la ciudad. |   // AYUNTAMIENTO DE MÁLAGA

El alcalde de Málaga durante el acto ayer para la nueva oficina en la ciudad. | // AYUNTAMIENTO DE MÁLAGA

El Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación ha eludido posicionarse a favor del establecimiento en Vigo de una oficina de la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura, la FAO. A preguntas de este periódico, fuentes del departamento que dirige Luis Planas han señalado que “no ha llegado petición alguna” al Ministerio sobre la red de puertos global en la que trabaja el organismo, que prevé replicar el caso de éxito del puerto vigués en otras zonas del globo a través de la cooperación y que sitúa a la ciudad en la pole para albergar una minisede. Sin embargo, tal y como explicaron fuentes de FAO, debe ser el país el que se solicite la implantación de esa oficina en algún punto de su territorio. De hecho, ayer mismo se rubricó la creación en Málaga de una sede regional de FAO centrada en la pesca del Mediterráneo, y fue precisamente España la que se ofreció a albergar la oficina en la ciudad andaluza.

  • Vigo, en cabeza para una sede de la FAO

    El proyecto se presentará antes de que finalice el año y aspira a replicar las buenas prácticas del Puerto

La organización dependiente de la ONU está trabajando en una red internacional de puertos (en un principio formada por entre 15 y 20) cuyo objetivo sería extender las buenas prácticas a nivel económico, social y medio ambiental, con el puerto olívico (inmerso en el Crecimiento Azul, Blue Growth) como referencia. Como publicó este periódico a el pasado 13 de octubre, el proyecto será presentado antes de que finalice el año tras un segundo y último taller, el Blue Fishing Ports, en el que quedará definida esta iniciativa (se celebra los días 26 y 27).

Vigo, tal y como se anunció durante la inauguración de la pasada edición de Conxemar, figura como un referente para la FAO, debido a su importancia en materia pesquera y portuaria como por las buenas relaciones y las iniciativas conjuntas que se realizan junto con la industria y la Autoridad Portuaria. Tanto es así que la feria se indicó que la propia FAO estudiaba la posibilidad de establecer una oficina permanente en la ciudad.

Pero, como recogió la publicación de hace once días, la petición final para poder acoger esa minisede debe partir del propio país interesado, ya que es quien figura como miembro de la FAO. “El peso de la propuesta tiene que ser del Gobierno de España, el país miembro, y está claro que si hubiese un proyecto y propuesta de Galicia, Vigo y España para establecer algo ahí sería estudiado por FAO. Sin duda”, señaló José Estors, oficial de la Industria Pesquera para el organismo internacional que trabaja en el desarrollo del proyecto.

De hecho, este es el modus operandi empleado en otras ocasiones. La última de ellas, en Málaga. El ayuntamiento de la ciudad acogió ayer el acto de firma para acoger la oficina regional para el Mediterráneo Occidental de la Comisión General de Pesca del Mediterráneo (CGPM) de la FAO, que contará con una oficina en uno de los edificios históricos de la ciudad (el llamado Hospital Noble) reformado a tal efecto.

El Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación, Luis Planas

Planas acudió a Málaga en 2019 para mostrar su apoyo a la candidatura

La CGPM es una organización regional de ordenación pesquera centrada en el Mediterráneo y el mar Negro, creada por la FAO en 1949, de la que España es parte desde 1953 (está formado por 19 estados ribereños). Para este proyecto de carácter regional, el propio Planas acudió a la ciudad andaluza para mostrar su apoyo el pasado 2 de septiembre de 2019. Ayer, por videoconferencia, celebró la rúbrica final aludiendo a un “compromiso común” para garantizar la pesca sostenible y a que la puesta en marcha de esta oficina contribuirá a mejorar la gestión de las especies pesqueras compartida entre los países ribereños y a reforzar la lucha contra la pesca ilegal, además de dar visibilidad a los hombres y mujeres que trabajan en la pesca y acuicultura.

La oficina se suma a la de otro proyecto de la FAO también centrado en el Mediterráneo y establecida en la misma ciudad andaluza. Se trata de Copemed, una oficina en este caso ubicada desde 2008 en el edificio de la Subdelegación del Gobierno. Su objetivo es la sostenibilidad de los recursos marinos en ese mar.

  • Una red global con Vigo a la cabeza
    La FAO está trabajando en una red global de puertos con Vigo como referencia, con el objetivo de “exportar” las buenas prácticas del Puerto a otras zonas del mundo.

    El país miembro debe solicitarlo
    Como sucedió con otros proyectos, debe ser el país miembro de la FAO el que solicite acoger una iniciativa concreto en su territorio. En este caso la idea sería Vigo y es el Gobierno de España el que debería pronunciarse. De lo contrario, se quedaría en Roma.

Compromiso

Pese al frente común mostrado por todas las administraciones (con Concello de Vigo, Xunta, Autoridad Portuaria y Zona Franca a la cabeza) y agentes económicos de Vigo y su área, desde el Ministerio no mueven ficha y prefieren “no hacer valoraciones” sobre el proyecto. Una parálisis que choca con el apoyo mostrado por el alcalde Abel Caballero o el delegado del gobierno en la Zona Franca David Regades, que incluso llegó a ofrecer “todo lo que necesite” la FAO para su implantación, incluido un espacio (como también propuso la Confederación de Empresarios de Pontevedra, CEP, en su propio sede).

La red global de puertos de la FAO tiene un gran interés también en la industria de la ciudad, que formaría parte. De igual forma, también llamó la atención de otros dos potentes actores: el Banco Mundial, clave para conseguir fondos y lograr mejoras en los puertos participantes, y la Unesco, que tiene su programa Marine Spatial Planning (planificación espacial marina). Además, el organismo también busca sumar a la Organización Internacional del Trabajo (OIT) y a la Organización Marítima Internacional (IMO).

Compartir el artículo

stats