Suscríbete

Faro de Vigo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La sexta ola prosigue su escalada y deja ya 228 nuevos positivos en dos semanas

Lalín y A Estrada totalizan 74 y 71, tras sumar siete y cuatro contagios en un día | Tres añade Silleda (22) y uno, Cerdedo-Cotobade (21) | Rodeiro arroja la mayor incidencia

Vacunación de una octogenaria en Lalín en octubre. Bernabé/Javier Lalín

La sexta ola de COVID-19 prosigue su escalada en Deza y Tabeirós-Montes, sobre todo en los concellos más poblados, y deja ya 228 nuevos positivos en dos semanas. La incidencia acumulada es de 355 casos por cada 100.000 habitantes, es decir, en nivel de riesgo alto, a tenor de los indicadores vigentes en el Sistema Nacional de Salud. En cualquier caso, la tasa es muy inferior a las que arrojan España (609) y Galicia (567), en nivel de riesgo muy alto.

En la última jornada aumentan los contagios en Lalín, A Estrada, Silleda y Cerdedo-Cotobade, mientras que en los demás territorios apenas hay variaciones. En Lalín se computaban ayer siete positivos más, para elevar a 74 el total de los últimos catorce días, lo que deja su incidencia en 366, ligeramente por encima de la media zonal. Y la mayor parte de los casos (52) corresponden a la última semana. Esta concentración no es tan acusada en A Estrada, con 47 positivos en siete días y 71 en el doble de tiempo, lo que se traduce en una incidencia de 349 casos por cada 100.000 residentes. En este municipio había ayer 57 casos activos, cuatro más que el lunes.

Silleda añade tres positivos y totaliza 22 en dos semanas, doce de ellos en la última; su incidencia acumulada asciende a 248 casos por 100.000 habitantes, de modo que es de los pocos territorios que se mantienen en nivel de riesgo medio. También eran 22 los casos activos que había ayer en el municipio, según el gobierno local. En similares cuantías continúa Cerdedo-Cotobade, cuyos 21 positivos en catorce jornadas –uno más– le granjean una incidencia de 369, la segunda más alta de la zona.

El liderazgo en términos relativos sigue en poder de Rodeiro, con una decena de contagios en dos semanas o, lo que es lo mismo, una tasa de 418 casos por cada 100.000 habitantes. Con 302, también en nivel de riesgo alto, sigue Forcarei, tras constatarse también diez positivos entre las personas con médico asignado en su territorio.

En Vila de Cruces son catorce los contagios diagnosticados en otros tantos días, de modo que su incidencia es de 269, en nivel de riesgo medio, como Silleda. A esta franja se suma ahora Dozón, con una tasa de 186, al registrar dos positivos en dos semanas. Y en ella sigue Agolada, con menos de cinco, lo que supone una tasa de 174.

Protesta hoy ante el PAC de Lalín por falta de personal

CIG-Saúde convoca hoy (17 horas) una concentración delante del Punto de Atención Continuada de Lalín para denunciar el incumplimiento de un acuerdo firmado en julio de 2019. Aquel punto recogía que en los PAC en donde haya dos o más médicos debe haber el mismo número de enfermeros. En Lalín, de noche, queda un efectivo de enfermería con dos facultativos, lo que ocasiona que, a menudo, ante el desplazamiento de un equipo completo (médico y enfermero) a una urgencia, quede solo un facultativo para atender las eventualidades tanto en el centro como en los domicilios. Esta situación ha sido reiteradamente notificada por la CIG e incluso por personal médico, que a veces tiene que salir a urgencias “sin ayuda de enfermería”. Este PAC es el segundo con más salidas de toda el área sanitaria y también en número de urgencias totales atendidas. Además de Lalín, cubre Rodeiro, Agolada y Dozón –territorio amplio y con gran dispersión demográfica–, de modo que cualquier salida se convierte en más de una hora fuera del centro, y llega a rebasar las tres horas si hay traslado a Santiago.

Compartir el artículo

stats