Suscríbete Faro de Vigo

Faro de Vigo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Balonmano | Liga Asobal

Sin correr riesgos con los lesionados de cara al partido ante el Barcelona

Jenilson y Del Arco son serias dudas para el choque del domingo

Jenilson Varela lanza a puerta en un duelo anterior frente al Torrelavega. SANTOS ALVAREZ

“Esta semana nos viene como agua de mayo”. El entrenador del Frigoríficos del Morrazo, Nacho Moyano, no tiene problema en reconocer que el duelo ante el intratable Fútbol Club Barcelona (domingo, 17 horas, en el pabellón de O Gatañal) supone un oasis para una escuadra que jugó con lo justo en Valladolid. “Mi idea es siempre la de intentar competir, pero en las condiciones en las que nos encontramos, hay que aprovechar estos días para recuperar a toda la gente tocada”, asegura.

Dos jugadores centran el principal foco de atención en la enfermería canguesa, Juan del Arco y Jenilson Varela. El primero de ellos padece un fuerte esguince de tobillo que se produjo en una de las últimas acciones del entrenamiento del pasado viernes, mientras que el segundo arrastra una microrrotura de fibras en el gemelo. Ambos forzaron para estar en Huerta del Rey y ahora están en manos de los fisioterapeutas del club para que decidan el plan a seguir. En todo caso, el técnico madrileño tiene claro que no se arriesgará lo más mínimo con ellos. “Es un partido para correr cero riesgos porque no tendría sentido”, señala, antes de añadir que “aprovecharemos estas dos semanas de descanso activo y después afrontaremos en las mejores condiciones posibles el partido ante el Guadalajara”.

En cuanto al virus gripal que afectó a varios jugadores, la evolución de ellos está siendo positiva en la mayoría de los casos. Alberto Martín –que no viajó a Valladolid– ya se encuentra mejor, al igual que Chaparro y Quintas, que sí jugaron el choque del domingo. La mala noticia es que Rubén, que comenzó a tener síntomas el sabado, tenía ayer fiebre. En todo caso, Moyano confía en que la jornada de descanso de ayer y la de hoy por la mañana sirva para que la recuperación vaya por buen camino y que todos ellos se incorporen progresivamente al trabajo de grupo.

Lo que parece claro es que el rival condicionará una semana que servirá para la recuperación de efectivos y para seguir puliendo el trabajo táctico y el acoplamiento de todas las piezas después de un inicio de temporada un tanto irregular, pero que ya ofreció unas sensaciones positivas el domingo.

Compartir el artículo

stats