09 de noviembre de 2008
09.11.2008
Fútbol Primera División

Higuaín rescata al Real Madrid

El argentino marca cuatro goles en la remontada de los blancos ante el Málaga

09.11.2008 | 02:59
Higuaín festeja uno de los cuatro goles marcados ante el Málaga

Real Madrid 4 - 3 Málaga

Real Madrid:
Casillas; Sergio Ramos, Heinze, Cannavaro, Marcelo; Sneijder (Salgado, m.46), Gago, Guti, Drenthe (Saviola, m.66); Van der Vaart (Diarra, m.83) e Higuaín.

Málaga:
Arnau; Gámez, Hélder, Weligton, Calleja; Eliseu (Nacho, m.62), Apoño, Miguel Angel (Fernando, m.82), Duda; Adrián (Luque, m.82) y Baha.

Goles: 0-1, m.6: Eliseu. 1-1, m.8: Higuaín. 1-2, m.17: Baha. 2-2, m.37: Higuaín, de penalti. 2-3, m.69: Apoño, de penalti 3-3, m.70: Higuaín. 4-3, m.77: Higuaín, de penalti, tras aprovechar el rechace de Arnau.
Árbitro: Iturralde González (colegio vasco). Expulsó a Sergio Ramos, de roja directa; y mostró tarjetas a los locales Heinze, Higuaín y Gago; y a los visitantes Weligton, Duda, Calleja, Apoño.
Incidencias: Partido correspondiente a la décima jornada de Primera división disputado en el estadio Santiago Bernabéu ante unos 72.000 espectadores.

El argentino Gonzalo Higuaín, autor de cuatro goles, lideró, ante el Málaga, la remontada del Real Madrid, que jugó toda la segunda parte con un hombre menos, tras la expulsión de Sergio Ramos, y que se anotó los tres puntos merced a un ataque de casta que le mantiene en puestos de Liga de Campeones.
En un partido más que entretenido, Antonio Tapia calcó en su visita al Bernabéu el ´once´ que recibió hace una semana al Barcelona (1-4) en La Rosaleda, mientras que Schuster, que afrontaba el choque con las bajas de Robben, Pepe y Van Nistelrooy, optó por alterar su sistema habitual.
Tras contribuir a la rehabilitación de un renqueante Juventus -con doble derrota en "Champions", primero en Turín (2-1) y luego en Madrid (0-2)- y después de un empate en Almería (1-1) que les pareció poco a algunos, el Madrid debía evitar un nuevo traspié, con el fin de mantener bloqueado su dispositivo de alarma.
Que, sin embargo, se activó pronto, en el sexto minuto, cuando el portugués Eliseu dejó en evidencia a la defensa madridista, ´sentando´, en gran jugada por la derecha, a Marcelo y a Heinze, antes de introducir en la portería de Iker un balón que, previamente, salió rebotado de su poste izquierdo.
La situación se corrigió por momentos tras una gran acción de Guti, habilitando a Marcelo, cuyo trallazo despejó Arnau, que no pudo impedir que Higuaín nivelase el marcador al aprovechar su rechace.
Sneijder lo intentó desde lejos, pero de nuevo por la izquierda del ataque blanquiazul, Adrián ponía en aprietos a los locales, que recobraron la respiración a ocho para el descanso, gracias a una doble acción de Higuaín que, primero, picó un balón que tocó con la mano el brasileño Weligton; y, después, transformó el penalti que señaló Iturralde González.
Un árbitro que, cuando suena la música, no desaprovecha la ocasión de salir a bailar. Más aún en los grandes escenarios. Acompañado siempre por un halo de controversia, el colegiado fue el protagonista del tramo final del primer acto: desenfundó tres veces la cartera de las tarjetas y provocó las iras del público local al mostrarle la roja directa al no menos controvertido Ramos. Que había pisado, no obstante, el pecho de Eliseu, caído sobre el césped.
En el descanso, Schuster se vio obligado a mandar a Sneijder a la ducha para defender la banda derecha con Salgado, cuñado del presidente del club visitante. Y si ya presentaba dudas con el conjunto completo, al jugar con uno menos, el Madrid se quedaba a merced del Málaga. No fue así, aunque a punto estuvo. Gago, en el 15, casi sorprende a Iker. Pero unos minutos después protagonizó una jugada que pudo haber sido decisiva, al derribar a Duda dentro del área, provocando un penalti que transformó de potente ´chut´ Apoño. Al Madrid sólo le quedaba apelar a la casta y si hay alguien que podía encabezar la gesta, ése no era otro que Higuaín, uno de los chicos más aplicados del campeonato español, que decidió enviarle desde la capital española una postal a Maradona, nuevo responsable de la ´albiceleste´. De fuerte disparo, en el 70; y tras aprovechar el rechace de Arnau a un penalti que provocó y lanzó, en el 77, el ´Pipita´ se sacó de la manga un póquer y salvó a su equipo.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Ver calendario completo

Buscador de deportes

Enlaces recomendados: Premios Cine