11 de febrero de 2019
11.02.2019

Una jornada propicia

Cuatro de los rivales del Celta en la pelea por la permanencia se enfrentan a los primeros clasificados el fin de semana que viene

11.02.2019 | 01:45
Cardoso y Calado,ayer, en A Madroa. // Alba Villar

La derrota en Getafe (3-1) obliga al Celta a sumar ante el Levante otra nueva victoria en casa en una jornada en la que cuatro de sus más directos rivales por la permanencia se enfrentan a los primeros clasificados. A los célticos, pues, se les presenta el sábado (Balaídos, 13 horas) una buena oportunidad para distanciarse de los puestos de descenso, del que le separa un punto.

Quince partidos le restan al Celta para poder encadenar siete temporadas en la máxima categoría de un campeonato de Liga que ayer cumplió 90 años, de los que el equipo vigués ha estado presente en 53 ediciones.

Los de Miguel Cardoso se encuentran en una complicada situación deportiva que les obliga a estar muy vigilantes con los resultados de otros adversarios que pelean por el mismo objetivo. Así, la jornada en la que el Celta se enfrenta a un rival directo como el Levante, equipos como el Rayo Vallecano (18º, con 23 puntos), Valladolid (15º, con 26), Girona (17º, con 24) y Villarreal (19º, con 20) afrontan compromisos muy complicados contra los cuatro primeros clasificados. Los madrileños reciben en Vallecas al Atlético; los vallisoletanos juegan en el Camp Nou ante el líder del campeonato; los catalanes acuden al Santiago Bernabéu; y los castellonenses juegan en casa ante el Sevilla.

Los celestes han cerrado la vigésimo tercera jornada con 24 puntos, que le sitúan en el puesto decimosexto. El sábado reciben a un Levante que esta noche acude a Vitoria para enfrentarse al Alavés. Una derrota de los valencianos en Mendizorroza les mantendría en una difícil situación, con tres puntos de ventaja sobre el Celta.

Célticos y granotas se reencuentran después de que en la primera vuelta la victoria cayese del lado del conjunto vigués, entonces entrenado por Antonio Mohamed (1-2), con goles de Pione Sisto y de Maxi Gómez.

La jornada que concluye hoy ha sido muy propicia para el Leganés y para el Espanyol, que con sus triunfos ante el Betis (3-0) y el Rayo Vallecano (2-1), respectivamente, se han alejado de la zona caliente y ahora se sitúan en la undécima y duodécima posición, con 29 y con 28 puntos.

El Valladolid sumó un empate en casa ante al Villarreal que ha servido de poco para ambos. Además del Celta, el Girona también ha salido muy mal parado de su actuación durante el fin de semana. La continuidad de Eusebio Sacristán corre peligro en Montilivi después de caer ante el colista, el Huesca (0-2). El conjunto catalán continúa sin conocer la victoria en lo que va de 2019, después de que concluyese 2018 en la novena plaza, con 22 puntos. Desde entonces, solamente ha sumado dos empates (ante Levante y Alavés).

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook