Suscríbete Faro de Vigo

Faro de Vigo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Tira escombros contaminantes en futuros viñedos como “favor a un amigo”

Los residuos fueron descubiertos y denunciados por la bodega que adquirió los terrenos para plantar cepas

El entorno del punto de vertido denunciado. M. MÉNDEZ

Un vecino de Vilagarcía ha sido identificado por la Policía Local como presunto autor de un importante vertido de escombros en los montes de la ciudad. Más concretamente, en un terreno destinado a viñedo.

Lo más llamativo es que reconoció los hechos ante los agentes, alegando que estaba trasladando tales restos y tirándolos en terreno forestal para hacer un favor a un amigo.

Se trata de restos de obra que pueden resultar peligrosos como la uralita o fibrocemento con amianto, cuando su estado de conservación no es bueno.

Es un material contaminante en caso de envejecimiento, desgaste, fraccionamiento o cualquier causa que haga que se produzca polvo de amianto o se genere una dispersión de sus fibras, que es lo que suele suceder al cabo de unos años cuando se generan este tipo de vertederos descontrolados en los montes.

Imágenes que muestran la gran parcela destinada a viñedos en la que fueron descubiertos los vertidos contaminantes. M. MÉNDEZ

En este caso en concreto, las uralitas y demás escombros de obra detectados se encuentran depositados, a la espera de que el responsable del vertido los elimine, en el entorno de Guillán y Berdón, ocupando un terreno que está siendo adecentado por la bodega Lagar da Condesa, al abrigo del plan de expansión e implantación en la localidad diseñado por el grupo vitivinícola Familia Gil.

Con nuevos viñedos ya en marcha en la cara Noroeste del campo de fútbol de Berdón, esta bodega con sede en Caldas, perteneciente a la Denominación de Origen Rías Baixas, amplía notablemente sus plantaciones hacia el Norte, por donde discurre el vial de circunvalación que avanza desde Bamio hacia la subida de O Pousadoiro y Godos (Caldas).

Como paso previo a la plantación de nuevas cepas de albariño se realizaron importantes desbroces y tareas de limpieza en esa zona, comprendida entre el campo de fútbol y la circunvalación norte de Vilagarcía.

Y fue al realizar tales operaciones cuando los operarios de la empresa encargada descubrieron el importante vertido contaminante.

Razón por la cual, el empresario David Landín, representante de la bodega Lagar da Condesa, presentó la correspondiente denuncia ante la Policía Local de Vilagarcía, que tras realizar las pertinentes averiguaciones elaboró un informe en el que confirma los hechos.

El entorno en el que se produjeron los vertidos. M. MÉNDEZ

Fueron a su casa

FARO DE VIGO ha tenido acceso al mismo, en el que se aclara que, según los testigos, el autor de los vertidos había sido un hombre que trasladó los escombros en un motocultor de color verde.

Con esas indicaciones, y tras hablar con los vecinos del lugar, los agentes acudieron a una vivienda próxima en la que una mujer les confirmó que, efectivamente, su marido, que no se encontraba en casa en aquel momento, había estado trasladando restos de escombros procedentes de las obras que se realizan en otro domicilio cercano, y que los había llevado a una finca “al lado del campo de fútbol de Berdón”.

El terreno de Lagar da Condesa destinado a viñedos, en Guillán y Berdón. M. MÉNDEZ

Apareció en moto

En ese instante los policías decidieron seguir patrullando la zona para esclarecer los hechos. Minutos después se les acercó el piloto de un ciclomotor que se identificó como el propietario del motocultor y causante de los vertidos, quien dijo haber acudido en busca de los agentes en cuanto su mujer le comunicó que lo estaban buscando.

Al ser preguntado por lo sucedido, el vecino respondió que los escombros proceden de las obras que se llevan a cabo en una vivienda, de la cual los estaba quitando “para hacerle un favor al dueño, que es su amigo”, relata el informe policial.

Terreno de los futuros viñedos. M. MÉNDEZ

Motocultor roto allí mismo

El mismo en el que se explica que al ser preguntado por el paradero del motocultor, su propietario respondió “que le rompió el eje trasero y que se encuentra en las inmediaciones del lugar de los hechos, donde se procedía nuevamente a tirar escombros”.

Una vez allí, los policías comprobaron la existencia de “restos de ladrillo, cemento, tuberías de cobre, postes de piedra, tejas y uralitas”.

Las cepas de uva albariña plantadas por Lagar da Condesa en el entorno del campo de fútbol de Berdón y Guillán (Vilagarcía) crecen a buen ritmo. Esta foto muestra la consolidación del primero de sus viñedos. M. MÉNDEZ

Compartir el artículo

stats