Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

¿Más clases de Bachillerato en horario de tarde por falta de plazas en los institutos?

El Castro Alobre ya tuvo que implantar el Bachillerato de tarde este curso por falta de espacio.

El Castro Alobre ya tuvo que implantar el Bachillerato de tarde este curso por falta de espacio. Iñaki Abella

Tal y como publicó este periódico hace unos días, la falta de plazas en los institutos de Vilagarcía para el próximo curso preocupa a las direcciones de los centros. Y también al gobierno municipal, que ayer emitió un comunicado para exigir a la Consellería de Educación que “adopte las medidas que sean necesarias para garantizar la cobertura de plazas” en los IES, de forma que “ningún alumno que desee cursar en ellos se quede sin poder hacerlo y tenga que matricularse en otro”.

Una vez cerrado el periodo de admisión (el pasado 22 de marzo), tres de los cuatro institutos del municipio (Miguel Ángel González Estévez, Castro Alobre y Armando Cotarelo Valledor) carecen de vacantes suficientes para la demanda existente.

Los mayores problemas se producen en la etapa de Bachillerato, pues algún centro, como es el caso del Castro Alobre, ni siquiera dispone de plazas para todos sus estudiantes (sin contar las decenas de solicitudes de nuevo ingreso: 66, de las cuales la mitad son para primero de Bachillerato).

Aunque la oferta exacta se conocerá en la convocatoria extraordinaria de septiembre (no todos los estudiantes pasarán a primero de Bachillerato, pues algunos repetirán curso, otros elegirán Formación Profesional, ...), los institutos deben garantizar que todos sus alumnos puedan continuar sus estudios en el centro.

A 1,5 metros de distancia

La problemática está originada en gran medida por las normas impuestas para prevenir la propagación del COVID en los recintos educativos, que obligan a mantener una distancia de 1,5 metros entre los alumnos, por lo que la capacidad de las aulas se reduce con respecto a la habitual.

Desde el Concello recuerdan que ya este año en el Castro Alobre hubo que implantar un Bachillerato en horario de tarde debido a la falta de espacio. “La situación se agrava de cara al próximo curso, donde las limitaciones dificultan que los centros puedan mantener al alumnado existente y dar cabida al de nuevo ingreso, especialmente en Bachillerato, a donde se remite el alumnado que termina la ESO en los centros concertados”.

Los catoirenses, sin sitio en el IES de Carril

En el caso del Miguel Ángel González Estévez (MAGE), la coyuntura todavía es más delicada porque “a este centro recurren anualmente para cursar Bachillerato muchos alumnos de Catoira al acabar la enseñanza obligatoria”, apuntan desde Ravella.

Según los datos facilitados por el instituto carrilexo a este periódico, son 34 los catoirenses que han solicitado plaza en el MAGE. La propia Anpa del CPI Progreso se puso en contacto con el alcalde Alberto García, y este con el jefe territorial de Educación para que tome cartas en el asunto.

Ahora se suma a la petición el Concello de Vilagarcía. El concejal Argimiro Serén considera que “la Consellería de Educación tiene que poner todos los medios y recursos disponibles para garantizar la matriculación de todo el alumnado en los institutos de Vilagarcía, bien sea adoptando las medidas necesarias para garantizar la obtención de espacios que permitan impartir las clases respetando la distancia de seguridad, como organizando convenientemente el transporte escolar si es necesario dar clases por las tardes”.

La Consellería de Educación tiene que poner todos los medios y recursos disponibles para garantizar la matriculación de todo el alumnado en los institutos de Vilagarcía

Argimiro Serén - Concejal de Educación en Vilagarcía

decoration

Así las cosas, parece que las alternativas pasan por aumentar los espacios en los institutos (actualmente varios centros ya están utilizando como ordinarias las aulas comunes de mayores dimensiones como de Música, Plástica, ... Y por tanto habría que hacer obras para aumentar la capacidad) o bien generalizar la implantación de las jornadas de tarde.

Serén recuerda que solicitó hace un mes una entrevista con el jefe territorial de Educación para abordar la problemática de la falta de plazas en los institutos y conocer los planes sobre la posible transformación del IES Bouza Brey en un CIFP.

Compartir el artículo

stats