El concello tendrá que forzar el traslado de los taxis para aprobar el plan de tráfico

 
Un instante de la reunión anterior entre miembros del gobierno lalinense y los taxistas. / BERNABÉ/JAVIER LALÍN
Un instante de la reunión anterior entre miembros del gobierno lalinense y los taxistas. / BERNABÉ/JAVIER LALÍN 

Los autopatronos rechazan contactar con el ejecutivo, ya que esperan una llamada de Crespo y quieren quedarse en Pelaio

DANIEL FERNÁNDEZ / LALÍN El Concello de Lalín tendrá que forzar la situación para aprobar el borrador de plan de tráfico, presentado a comienzos de enero, ya que el colectivo de taxistas insiste en que no moverá pieza a la hora de decantarse por una nueva calle para reubicar la actual parada de la rúa Pelaio. Así, será el gobierno local el que tenga que obligar a los autopatronos a desplazarse, ya que ellos insisten en permanecer en su actual localización y aseguran que esta circunstancia no perjudica a la peatonalización prevista.
La concejal de Tráfico, Nuria Rodríguez, dejó claro ayer que no hay ningún plazo para que los taxistas informen de su emplazamiento alternativo favorito -Matemático Rodríguez, Colón, Observatorio o Castelao-, pero también señaló que si no contactan con ella en la presente semana tendrá que tomar las riendas de la negociación con el fin de no demorar más la aplicación del plan de tráfico. Así, les dará un ultimátum o, de lo contrario, entenderá que ceden el testigo de la decisión al ejecutivo, principalmente al alcalde, Xosé Crespo.
Esta postura de la edil se contradice con la que mantiene el colectivo de taxistas. Su presidente, Orlando Val, indicó que no van a tomar ninguna decisión, tanto porque quieren permanecer en Pelaio, como por el compromiso que tienen del regidor local de ponerse en contacto con ellos: "O alcalde dixo que nos chamaría despois da viaxe a Roma e aínda non temos ninguna noticia. Nós non imos dar ningún paso para falar, só estamos esperando".
De este modo, ya se revela un primer conflicto sobre el estado de las negociaciones, por lo que tendrá que ser el gobierno local el que llame a los taxistas para salvar el último escollo de cara a la implantación del plan de tráfico. No obstante, en este punto, que se resolverá esta misma semana, surgirán nuevas dificultades, ya que los autopatronos insisten en permanecer en su actual parada. "Nós aquí non temos ningún problema e cremos que nesta praza hai suficiente espazo para os coches e para que a xente pasee", manifestó Val, que apostilló que una futura parada "tería que estar acondicionada, ser visible para que non se nos cause perxuízo, contar cunhas galerías preto para que esteamos a cuberto se chove porque non imos estar todo o día encollidos nos coches e estar céntrica para non molestar aos usuarios, que hai moitos que están incapacitados".
En todo caso, el presidente de los taxistas fue insistiendo en su rechazo absoluto a la rúa Castelao, que fue la primera propuesta impulsada desde el concello. "Que nin o pensen, que non podemos estar escondidos", señaló, antes de advertir que, en ese caso, aglutinarán todos los coches en la parada de la rúa Calzada o buscarán un emplazamiento fuera del casco urbano.

CONÓZCANOS: CONTACTO | FARO DE VIGO | LOCALIZACIÓN Y DELEGACIONES | CLUB FARO DE VIGO | ACERCA DE ED. GALEGO PUBLICIDAD: TARIFAS | CONTRATAR
Queda terminantemente prohibida la reproducción total o parcial de los contenidos ofrecidos a través de este medio, salvo autorización expresa de farodevigo.es. Así mismo, queda prohibida toda reproducción a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, Ley 23/2006 de la Propiedad intelectual.
 


  Aviso legal
  
  
Otros medios del grupo
Diari de Girona | Diario de Ibiza | Diario de Mallorca | Empordà | Información | La Opinión A Coruña | La Opinión de Granada | La Opinión de Málaga | La Opinión de Murcia | La Opinión de Tenerife | La Opinión de Zamora | La Provincia | La Nueva España | Levante-EMV | Mallorca Zeitung | Regió 7 | Superdeporte | The Adelaide Review | 97.7 La Radio | Blog Mis-Recetas | Euroresidentes | Lotería de Navidad | Oscars | Premios Goya