Putin condiciona la paz en Ucrania al cese de las acciones militares y al inicio del diálogo

»Moscú denuncia "un trabajo bastante activo de la artillería" de Kiev »Respaldo del secretario general de la ONU al plan de Poroshenko

23.06.2014 | 00:43

El presidente de Rusia, Vladímir Putin, afirmó ayer que "hay que conseguir el cese de todas las acciones militares" en el este de Ucrania y recalcó la importancia de que las partes en conflicto comiencen a dialogar. Putin expresó, además, este convencimiento a sus homólogos francés y alemán, François Hollande y Angela Merkel, en una conversación en la que les comunicó que el plan de paz propuesto por el Gobierno ucraniano debe ir acompañado por un "verdadero alto el fuego".

Para Putin, este silencio de las armas no se está produciendo. "Anoche vimos un trabajo bastante activo de la artillería en el lado ucraniano. No podría afirmar quién lo hace, pero esto sucede y hay que conseguir el cese de todas las acciones militares", dijo Putin a la prensa rusa tras depositar una ofrenda floral a los pies de la Tumba del Soldado Desconocido, junto a la muralla del Kremlin.

El mandatario indicó que "es importante que sobre la base de la tregua se establezca un diálogo entre todas las partes en conflicto, a fin de hallar un compromiso aceptable para todos".

Agregó que eso es esencial para que los habitantes de la regiones orientales de Ucrania, de mayoría rusohablante, "sientan que son parte de ese país, que tienen los mismos derechos ciudadanos y que estos derechos están garantizados por la Constitución".

Putin destacó que el alto el fuego ordenado el viernes por el presidente de Ucrania, Petro Poroshenko, "es, sin duda, una parte importante de un arreglo definitivo, pues sin él no se puede llegar a ningún acuerdo".

No a la negociación

Hasta ahora las autoridades ucranianas se niegan a entablar negociaciones con los líderes de la sublevación en la regiones rusohablantes de Donetsk y Lugansk, a quien tachan de "terroristas". El plan de paz de Poroshenko incluye, entre otras medidas, una amnistía, el desarme de las milicias y la creación de corredores seguros para que los combatientes extranjeros puedan abandonar el territorio de Ucrania.

El secretario general de la ONU, Ban Ki-moon, trasladó ayer a Poroshenko su apoyo a su plan de paz y confió en que sirva para reducir la violencia y las tensiones en el este del país, según informó la oficina de su portavoz.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
 
Enlaces recomendados: Premios Cine