22 de enero de 2018
22.01.2018
FÚTBOL. Violencia verbal

"Pitas mal por tu mierda de raza; qué pena que no se pinchara tu patera"

Un árbitro negro y sus dos asistentes reciben graves insultos en un encuentro de Preferente asturiana

22.01.2018 | 11:29

La jornada futbolera asturiana volvió a quedar empañada ayer, por segundo fin de semana consecutivo, por asuntos que trascienden al balón. El trío arbitral que dirigió el partido Ribadedeva-Nalón, de Regional Preferente y que acabó con 1-1, sufrió vergonzosos insultos racistas y sexistas por parte de aficionados presentes en el campo de la Peña, según recoge el acta arbitral y confirman varios testigos presentes en el partido. Asnake Wolde, árbitro negro de la Delegación de Gijón, y sus dos asistentes, Sonia Güeva Rodríguez y Aser Fernández Merayo, pasaron un "auténtico infierno desde el minuto uno", según indican distintos testigos: "No sé cómo aguantaron tanto".

El acta recoge los insultos textuales que, según el árbitro, le dedicaron un grupo de "aficionados locales, identificados por sus ánimos". "Negro de mierda, qué puta pena que no se te pinchó la patera, puto negro de mierda, hijo de la gran puta", es uno de los insultos. Otro fue así: "Te debió de joder la vista el salitre de la patera, negro de mierda, debes de pitar tan mal por la mierda de raza, puto negro". El colegiado asegura que los recibió en "diversas ocasiones".

Asnake Wolde, árbitro conocido en el mundo de la Regional Preferente, también hace constar en el acta, en el apartado de observaciones, insultos hacia sus dos asistentes. La asistente número uno es una chica, Sonia, a la que "un aficionado del Ribadedeva" se dirigió así, siempre según el acta arbitral: "Mira a las bandas, hostia, que no sacan ni una bien. A ver, nena, nena, espabílate de una puta vez". O así: "Qué coño haces, vete a tu casa, subnormal, estabas mejor fregando en tu casa". "A lo largo del partido", cuenta el acta, la asistente recibió otras ofensas: "Céntrate en el partido, no tienes ni puta idea. Os habéis cargado el partido, vete para tu casa, pitáis como el culo, os cargáis el partido, solo venis para cobrar".

Amenazas


Asnake Wolde también hace constar graves ofensas y amenazas por parte de "aficionados locales" hacia su asistente número dos, Aser Fernández. " Me cago en tus putos muertos hijo de la gran puta, te vamos a arrancar la puta cabeza, me cago en el coño de tu puta madre", recoge el acta, que añade más insultos: "Línea y la putita esa de la otra banda que viene contigo, ¿cuánto cobra? Me la voy a llevar hoy para casa a la muy zorra".

Al descanso, cuando el trío arbitral se dirigía a los vestuarios (con 0-1 en el marcador a favor del Nalón), "un aficionado local" se dirigió hacia el colegiado y, según el acta, les dijo a los tres lo siguiente: "Fijaros en las putas bandas, hostia, que estáis para algo joder, qué no estáis haciendo nada, hostia".

Varios testigos presentes en las gradas con los que contactó anoche este diario aseguran que los insultos "se escuchaban en todo el campo" y que fueron "constantes". "Fue más de una persona", reconocen, "la sanción por parte de la Federación debería ser ejemplar", agregan.

El duelo enfrentaba al Ribadedeva, que transita en mitad de la tabla de Regional Preferente, y el Nalón, que camina en la parte alta. Los visitantes fueron ganando casi todo el partido, desde que se adelantaron en el minuto 13, hasta que recibieron el tanto del empate en el 87. El duelo terminó con dos expulsados: el jugador local Ibai, en el minuto 70, y el entrenador también del Ribadedeva, Félix Blanco. Además, Asanke Wolde mostró siete tarjetas amarillas, dos a los locales y cinco a los visitantes.

La Peña, el escenario del partido, es un campo de mal recuerdo para el Nalón, que se jugó allí, sin éxito, el ascenso a Tercera División la temporada pasada. Varios de los presentes mostraron su sorpresa por el hecho de que el árbitro no suspendiera el partido.

Este episodio, que seguro que traerá cola, se suma a los graves incidentes ocurridos el pasado sábado día 13 en un partido de juvenil disputado en Oviedo entre el San Juan La Carisa y el Beredi, donde un futbolista del primer equipo agredió presuntamente al árbitro y a un rival. El jugador pasó la semana pasada por los Juzgados, donde alegó problemas psiquiátricos.

Además, en un partido del Mavi, conjunto de balonmano gijonés, varios aficionados insultaron al equipo rival, lo que motivó que el club gijonés tomara la decisión de expulsarles.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Buscador de deportes

Enlaces recomendados: Premios Cine