Suscriptor
balonmano - División de Honor Plata

La delgada línea roja

Lloria, baluarte del Octavio, alienta a sus compañeros en la vital visita al Nava

17.02.2016 | 02:33
García Lloria grita durante el último partido. // A. Irago
García Lloria grita durante el último partido. // A. Irago

Cuenta el presidente del Octavio, Javier Rodríguez, que vio a Lloria llorando tras una derrota. "Al menos, con cara de saltárseme alguna lágrima", reconoce. "Es el club mío de siempre. Las derrotas me han dolido en cualquier equipo. Pero esta vez es por la sensación de impotencia, porque durante la semana trabajamos bien y las cosas nos salen al revés en el partido. Te sientes frustrado". Por eso festeja la victoria sobre el Amenabar. El Octavio aún respira, "sí se puede".

La caballería rusa se estrelló en Balaclava contra la infantería británica, un frágil muro humano de dos en...

Hazte suscriptor

Para continuar leyendo... suscríbete Suscríbete si aún no eres suscriptor

O utiliza un bono de los todavía que tienes pendientes aquí
0.5 euros
3.99 euros
Consulta otros tipos de suscripción »
Teléfono de atención al cliente: 902 767 117 Correo electrónico Preguntas Frecuentes
Enlaces recomendados: Premios Cine
Otras webs del Grupo Editorial Prensa Ibérica