El coronavirus SARS-Cov-2 provoca síntomas neurológicos que han sido poco estudiados. Además, se desconoce si las vacunas protegen al sistema nervioso contra el virus. Ahora, investigadores acaban de publicar un estudio que demuestra que el SARS-CoV-2 infecta y daña neuronas en distintas regiones del cerebro, y que esos daños son “evitados completamente” por la vacuna desarrollada por Centro Nacional de Biotecnología (CNB-CSIC).

Los detalles de la investigación, realizada en un modelo de ratón, se publicaron ayer en “Nature Neuroscience”. Muchos de los pacientes infectados por el SARS-CoV-2 manifiestan importantes síntomas neurológicos, como pérdida del olfato, dolores de cabeza, malestar general, pérdida cognitiva, epilepsia, ataxia y encefalopatía.

Los autores estudiaron cómo evoluciona la infección viral en distintas regiones cerebrales. Una vez establecido el patrón de infección en el cerebro por parte del coronavirus, los investigadores evaluaron la eficacia de la vacuna del CNB-CSIC.

“Los resultados fueron espectaculares, demostrándose que incluso la administración de una sola dosis de la vacuna evita completamente la infección del SARS-CoV-2 en todas las regiones cerebrales estudiadas y previene el daño cerebral asociado, incluso después de una reinfección con el virus, lo que manifiesta la gran eficacia y potencia inmunogénica de la vacuna que induce una inmunidad esterilizante en el cerebro”, destaca Juan García Arriaza, coautor del estudio e investigador del CNB.