Como muestra de su compromiso con la protección de la biodiversidad y los ecosistemas, Cabreiroá presentó los resultados de su proyecto de limpieza de playas que tiene como objetivo promover la conservación de unos océanos libres de residuos. Así, entre agosto de 2020 y septiembre de 2021 se recogieron más de 1,5 toneladas de basura del litoral gallego.

Este hito ha sido posible gracias a la organización de medio centenar de batidas de limpieza en las que participaron más de 1.200 personas que lograron sacar del océano objetos mayoritariamente de plástico, vidrio, cerámica, neumáticos o uralitas. Las acciones se centraron en las playas gallegas, especialmente en la de Orzán (A Coruña).