Las alegaciones al vial de Mollavao esgrimen que “hay alternativa” por los terrenos de la antigua Malvar

Estas reclamaciones frenaron durante años la concesión y ahora el Concello asume las exigencias de Costas para obtener la parcela

Plano del futuro vial entre la avenida de Marín y Rosalía de Castro que cruza el “solar de los circos”.

Plano del futuro vial entre la avenida de Marín y Rosalía de Castro que cruza el “solar de los circos”. / FdV

Es un vial que “no está previsto en el Plan de Urbanismo”, y “la Ley de Costas no permite esta actuación”, “los materiales son contrarios a los de un medio natural marítimo-terrestre”, el solar de los circos “está previsto como zona verde” y la futura calle “provocará daño medioambiental y paisajístico”. Además, “existen alternativas para la construcción del vial como la que cruza por el interior de la llamada parcela de Malvar”.

Son algunas de las tres alegaciones, una de ellas del Colegio de Arquitectos y otra firmada por dos arqueólogos que durante años han frenado el expediente formulado por el Concello para lograr la concesión por parte de Costas del “solar de los circos”, al borde de la avenida de Marín, y ejecutar en él un vial entre esa avenida y la calle Rosalía de Castro. Finalmente, las negociaciones para la investidura de Pedro Sánchez entre el BNG y el PSOE lograron solventar las constantes pegas del ente estatal a este proyecto. Sin embargo, establece una serie de condiciones que el Concello debe cumplir. El gobierno local ya aprobó esta semana su compromiso de cumplir esas exigencias.

Se trata de confirmar si Adif ha informado sobre el proyecto, ya que discurre cerca de la red ferroviaria al Puerto. El alcalde, Miguel Fernández Lores, asegura que ya se cuenta con ese documento. También hay que justificar que la obra no implicará efectos negativos sobre el cambio climático, que el Concello se comprometa solicitar en el futuro la concesión de la avenida de Marín y que se aclaren los lindes que este vial tendrá con la reforma de la carretera vieja de Marín, que impulsa la Xunta.

Además, el gobierno local deberá responder a la última de las alegaciones formuladas por el Colegio de Arquitectos en mayo pasado.

En un principio, el proyecto para la humanización de Mollavao tenía un presupuesto de algo más de 900.000 euros pero seguramente habrá que actualizarlo. Con esta nueva carretera de Mollavao, el Concello podrá poner en marcha la reforma del primer tramo de Rosalía de Castro con un proyecto complementario. Contará con los elementos de mejora de la seguridad vial y “lombos” que estarán situados en la calle Rosalía de Castro, antes y después de la glorieta de acceso. Además se construirá otro paso sobreelevado en medio de la carretera de nueva construcción; y un cuarto antes de la glorieta de la avenida de Marín. El proyecto contempla que se renovarán además todos los servicios.