Por primera vez en el presente mes de julio, el sector del marisqueo a pie del fondo de la ría puede salir hoy a faenar, tras remitir la presencia de toxinas en la ría y acordar el Intecmar la reapertura de las zonas III y V, es decir, la situada en el exterior de Tambo y la más próxima a A Barca. Durante todo el mes estos bancos han permanecido cerrados una situación en la que continúan, en cambio, todos los polígonos mejilloneros de la ría.