Suscríbete

Faro de Vigo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Santa Clara recupera su sonido

El órgano histórico, protagonista de un concierto excepcional en el Día das Letras

Daniel Sanmartín durante el concierto de anoche en la iglesia del convento pontevedrés. | // GUSTAVO SANTOS

“Buscábamos tener este impacto: que la gente supiese que este instrumento está aquí, que es nuestro patrimonio y que no se puede ir de Pontevedra”. Manuel Martínez Álvarez-Nava, director técnico de la Orquesta Clásica de Vigo, celebraba ayer así el éxito del reestreno del órgano de Santa Clara, el único ibérico original que conserva la provincia, y que volvió a sonar en el Día das Letras Galegas, en un concierto excepcional de la mano del musicólogo y organista Daniel Sanmartín Nieto.

Músicos de la Orquesta Clásica de Vigo. | // GUSTAVO SANTOS

El programa incluyó obras de Mozart y Luchesi, contemporáneos del órgano, y también de Philip Glass, uno de los compositores más influyentes del siglo XX. “Se seleccionaron obras del clasicismo y también contemporáneas para mostrar que el instrumento es flexible y vale para muchas cosas”, indica el especialista en instrumentos antiguos sobre un programa que no apostó por un repertorio histórico o barroco, que el órgano no soporta en sus actuales condiciones de conservación, pero sí diverso acorde a sus posibilidades.

El público llenó la iglesia conventual para el concierto. | // GUSTAVO SANTOS

Una veintena de instrumentistas de la Orquesta Clásica de Vigo acompañó al organista, que realizó una breve presentación del concierto, en la parte alta del coro. Participaron músicos de diversas edades, desde alumnos de 17 años a sus profesores, que integraron una pequeña orquesta de cuerda (violín, chelo y contrabajo) y dos trompas.

Ensayaron desde primera hora en la iglesia conventual para que, horas después, el público pudiese disfrutar del primer concierto en formato espectáculo con el instrumento histórico.

Por su parte, los espectadores ocuparon las butacas en la nave central de la iglesia, mientras se proyectaba en una pantalla la actuación de los músicos. La idea era que el público disfrutase en este reestreno de la misma tipología de sonido (el organista arriba y los fieles en los bancos) que ha caracterizado al órgano durante más de dos siglos en funcionamiento.

La caja de resonancia del órgano es la iglesia, y hasta la temperatura influye en su sonido, que también forma parte del patrimonio del convento. Se trata de una sonoridad única ya que ningún órgano ibérico de estas características es igual a otro.

Datado alrededor de 1795, el órgano barroco de tipo ibérico se caracteriza por las trompetas de batalla, tubos que salen en horizontal del instrumento y le dan esa sonoridad propia. Son instrumentos delicados que necesitan mantenimiento y a los que les influyen además los cambios de temperatura y humedad, de modo que necesitará una exhaustiva restauración para ponerlo a punto y eliminar añadidos.

Por lo demás, a los especialistas también les ha sorprendido su cuidada factura, con colores, dibujos, imágenes y pinturas; o su particular teclado de 52 notas en ébano y marfil. “Es una joya”, recuerda el director de la Orquesta Clásica de Vigo, “desaparecida de otras muchas iglesias. En la provincia de Pontevedra solo conservamos ése”, después de que el de Tui enmudeciese y fuese modificado.

El alcalde, Miguel Fernández Lores, coincidió con Manuel Martínez Álvarez-Nava en señalar al órgano como “uno de los tesoros” de Santa Clara y al concierto de ayer como uno de los símbolos del “nuevo tiempo de cultura abierta”. También avanzó que el Concello entablará negociaciones con las Clarisas para que el instrumento, actualmente cedido a la administración local de modo temporal, pueda quedarse definitivamente en Pontevedra.

La idea es llegar a un acuerdo para la compra y acometer a continuación un programa de recuperación del órgano. “Escucharemos a los que saben y haremos una restauración lo más completa posible”, avanzó el regidor, una reparación del instrumento y eliminación de añadidos que se hará “pronto pero no de modo inmediato”.

Compartir el artículo

stats