Suscríbete

Faro de Vigo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El fiscal del narcosubmarino: “Si eran el plan B es indiferente, su comportamiento amateur” no les exime

El Ministerio Público modifica sus penas pero mantiene la acusación para los siete implicados en un juicio que ayer quedó visto para sentencia

Una de las sesiones por el alijo del narcosubmarino de Aldán esta semana en la Audiencia. | // RAFA VÁZQUEZ

Visto para sentencia. Después de cinco intensas sesiones ahora solo queda esperar el fallo de la Sección Segunda de la Audiencia Provincial de Pontevedra por el conocido caso del narcosubmarino de Aldán.

El juicio finalizó ayer con las conclusiones definitivas de las partes. El fiscal antidroga, Pablo Varela, modificó ligeramente a la baja su petición de condena para los tres acusados que reconocieron los hechos y con rebajas más amplias para los supuestos colaboradores desde tierra.

Pablo Varela, fiscal antidroga: “No son el eje pedalier” de la trama, dijo, pero sí un “eslabón más de la cadena fundamental y necesario” para la descarga de la droga

decoration

Varela asumió ayer que no quedó probado que los cuatro acusados se integrasen en una organización criminal jerarquizada y también asumió que ciertamente no parece que haya que situarlos “en la cúspide de la organización criminal” que fue capaz de fletar un narcosubmarino para introducir en Europa 3.000 toneladas de cocaína. También asumió, como dijo el mando del UCO de la Guardia Civil que dirigió la investigación, que es probable que fuesen una solución de última hora para intentar desembarcar la droga una vez que falló el plan inicial, por causas que se desconocen. “No son el eje pedalier” de la trama, dijo, pero sí un “eslabón más de la cadena fundamental y necesario”, añadió.

“Daremos por bueno –añadió Varela– que eran el Plan B y que no son personas relacionadas con este tipo de actividades”, dijo el fiscal. “Aún así esto no modificaría nada", insistió, "que sean el Plan A o el Plan B es indiferente a efectos de la cualificación de su culpabilidad”, insistió, dado que el Código Penal “no castiga la profesionalidad o no” de los actuantes, por lo que su “comportamiento amateur” no exime a los acusados de nada.

"El Código Penal no castiga el nivel de profesionalidad o no de los actuantes", subrayó

decoration

El fiscal antidroga insiste en que los cuatro acusados en tierra, coordinados por Iago Serantes, no actuaron con el objeto de salvar o rescatar a su amigo Agustín Álvarez, en el narcosubmarino, de una situación de riesgo vital, sino que Serantes se comunicó con él para intentar descargar la droga del narcosubmarino en el que él viajaba.

Las defensas se mostraron contrariadas con esta exposición. Las de los tres tripulantes, Agustín Álvarez y los dos ciudadanos ecuatorianos, por la "irrisoria" rebaja de la pena a pesar de reconocer los hechos. En el caso del vigués, con el agravio comparativo frente a los otros dos tripulantes de incrementar su pena seis meses “sin aparente razón alguna”.

Los abogados de los cuatro detenidos en tierra insistieron en que deben ser absueltos

decoration

Por parte de los otros cuatro implicados, a pesar de las rebajas en las condenas planteadas por el fiscal, insisten en que sus representados deben ser absueltos. Iago Serantes o Iago Rego alegan que solo realizaron gestiones para intentar ayudar a un amigo en dificultades y que, cuando se olieron algo turbio, abandonaron, por lo que hubo un desestimiento del delito. La defensa de Carlos Serantes asegura que no tiene nada que ver con este asunto pese a los Whatsapp en tono de “broma” que intercambio con sus hijos. El de Rodrigo Hermida afirma que su cliente rechazó el ofrecimiento de hacer una descarga y que acudió a Foxos solo para salvar a un amigo de un naufragio. En cualquier caso, se introdujeron alternativas en el caso de condena para que el tribunal fije los hechos como una tentativa y no un delito consumado en caso de una hipotética condena.

El narcosubmarino es trasladado desde el Puerto de Vigo. MARTA G. BREA

Lo que parece que queda claro tras el juicio es que en el caso del narcosubmarino de Aldán nunca se llegará, o al menos no se llegó todavía, ni a los dueños de la droga ni a los jefes integrantes de ese “Plan A” que se frustró. “Ni están todos los que son, ni son todos los que están”, resumió ayer uno de los abogados.

Penas de entre siete y doce años y medio de cárcel


Cabe recordar que el fiscal antidroga solicitaba inicialmente 13 años y medio de cárcel para cada uno de los acusados. Con la modificación de su escrito de acusación la petición de condena más elevada es para el vigués que se encontraba a bordo del semisumergible, Agustín Álvarez, para quien reduce su petición de condena apenas un año hasta los doce y medio de prisión. Para los dos ciudadanos ecuatorianos que viajaban en el batiscafo junto a él, Luis Fabián Benítez y Pedro Roberto Delgado, la pena baja a los doce años. En cuanto a lo que se denominó como implicados “en tierra”, la Fiscalía reduce la petición de cárcel a 9 años y medio para Iago Serantes y para Rodrigo Hermida, así como ocho años para Enrique Carlos Serantes, padre del primero. La mayor rebaja la hace para Iago Rego, para quien reclama 7 años y medio de prisión. Mantiene su petición de multas 300 millones de euros para los tripulantes y de 200 para el resto. Las defensas ven las peticiones “desproporcionadas”.

Compartir el artículo

stats