El precio del alquiler llega a máximos en Ourense tras subir un 3,5% en noviembre

Registra la segunda mayor escalada en España, después de Lleida | El metro cuadrado alcanza ya los 6,8 euros en la capital, tras dispararse un 7,4% en el último trimestre

Inmobiliaria en Ourense. |  // I. OSORIO

Inmobiliaria en Ourense. | // I. OSORIO / S. DE LA FUENTE

El mes de noviembre se cerró en la provincia de Ourense con una importante subida en el precio del alquiler, un 3,5%, la segunda más alta en España, después de Lleida, donde se registró un aumento del 3,9%, según los datos que recoge el informe mensual elaborado por el portal idealista. También este mercado del alquiler ha experimentado una importante alza en la ciudad de As Burgas, donde el precio del metro cuadrado se sitúa en 6,8 euros, un 3,5% más que hace un mes, alcanzando su valor máximo histórico.

Estos datos reflejan una subida muy por encima de la media en España, que se sitúa en el 0,7%, e incluso en Galicia, donde el incremento en noviembre es del 1,5% respecto al mes anterior. Si se comparan estos precios en la capital ourensana con los de hace tres meses, la subida es aun mayor, superando el 7% (7,4%). En cuanto a la perspectiva anual, el aumento del precio es del 6,3%, y en este caso, la subida está por debajo de la media gallega (7%) y nacional (9,2%).

En cuanto al conjunto de la provincia, el precio del metro cuadrado alcanzó los 6,5 euros en noviembre, un 5,6% más que hace tres meses y un 6,5% por encima del valor establecido hace un año. También en el ámbito provincial, el mercado del alquiler alcanza precios máximos históricos.

Necesidad de viviendas de protección oficial

El presidente de la Federación Galega de Empresas Inmobiliarias, Fegein, Benito Iglesias, incide en la importante subida del precio y recuerda que el valor del metro cuadrado en alquiler en Ourense municipio se situaba en 5 euros en 2007. Señala que la situación es compleja debido a las dificultades económicas que atraviesan muchas familias. Se refiere, por ejemplo, a que solo el 47% de los residentes en la ciudad “tienen posibilidad de ahorro y financiación para adquirir una vivienda nueva o usada”, un 11% menos que hace un año, y apunta que el 42% “únicamente pueden vivir de alquiler”.

En esta línea, defiende la “urgente salida al mercado” de vivienda de protección oficial “para que nuestros jóvenes y familias con ingresos medios-bajos tengan la oportunidad de acceder a una vivienda digna”. Iglesias pone el foco en los jóvenes, ya que “son los que hasta ahora se han visto más afectados y serán los más perjudicados en un mercado excluyente para el 88% de los menores de 35 años de poder poseer una vivienda en propiedad”.