Suscríbete

Faro de Vigo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Lágrimas para despedir el mejor carnaval

El cortejo fúnebre llora el fin del entroido en la Praza Maior. INAKI OSORIO

Tras varios días de fiesta, baile y locura carnavalera, ayer tocó llorar. La ciudad se vistió de luto para despedir un entroido tan creativo y tradicional como siempre, pero que este año se ha vivido como nunca. Durante el tiempo que ha durado la celebración, gran parte de la población se ha permitido desconectar de la pesadilla del coronavirus para disfrutar de unas intensas jornadas de fiesta y ansiada normalidad.

Volver a la rutina desató el llanto y el entierro de la sardina fue un coro de lamentos y sollozos monumentales. La charanga Nova Terra de Trives acompañó con su música al cortejo fúnebre, que partió de la Praza Maior a las 20.00 horas. Clérigos, viudas y plañideras arroparon a la sardina en su procesión por el casco histórico. El llanto recorrió Lamas Carvajal y la céntrica calle del Paseo para finalizar, este año como novedad, en el Parque San Lázaro, donde ardió la sardina.

Este cortejo fúnebre que caricaturiza el rito católico para representar el fin del carnaval y el inicio de un tiempo de cuaresma y penitencia es el último coletazo del entroido en Ourense, si bien en algunas localidades también se celebran fiestas de Piñata el fin de semana.

La sardina, a su paso por Lamas Carvajal. INAKI OSORIO

Imposición de ceniza

En paralelo a la tradición festiva, la Catedral acogió a las 19.00 horas de ayer la celebración del Miércoles de Ceniza con la que da comienzo al tiempo de cuaresma. La eucaristía, con la imposición de ceniza, estuvo presidida por el obispo, Leonardo Lemos.

Coincidiendo con el inicio de este período, el obispo difundió la carta pastoral en la que pide aprovechar este tiempo “para cuidar a los que tenemos más cerca” y en la que, siguiendo las palabras del papa Francisco, alerta sobre los riesgos de la dependencia de los medios digitales “que empobrecen las relaciones humanas”.

Compartir el artículo

stats