Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Nerviosismo y contradicciones delataron al supuesto homicida de Nerea Añel

La Policía hizo una reconstrucción de los hechos con el acusado y novio de la víctima, al que la instrucción atribuye el homicidio doloso de la joven

Crimen de Nerea Añel | La reconstrucción, en las inmediaciones del motel donde estuvo la pareja Policía Nacional

El nerviosismo y las versiones contradictorias ofrecidas señalan, junto a otros indicios, a Julio Rodríguez Sierra, como posible homicida de su entonces pareja, la joven ourensana Nerea Añel, cuyos restos fueron hallados en septiembre de 2020, nueve meses después de haber sido denunciada su desaparición, a escasos metros del Motel Cancún y con signos de haber fallecido de forma violenta.

Por todo ello, la instrucción policial atribuye a Julio González Sierra el homicidio doloso de Nerea Añel Vázquez. La situación de preso –interno en un centro penitenciario cumpliendo condena– de Julio González Sierra motiva que la tramitación de las diligencias policiales se realicen con él en calidad de investigado, no detenido, a fin de poder garantizar todos sus derechos constitucionales, siendo puesto a disposición judicial.

Reconstrucción de los hechos

El Motel Cancún, en Ourense, fue el último lugar en el que pasó la noche la pareja y en el que se vio con vida a Nerea Añel el 15 de enero de 2020. Por eso fue este el punto elegido por los equipos policiales que investigan el caso para hacer una reconstrucción de los hechos, una diligencia en la que participó el propio acusado.

Entre los indicios que apuntaron ya en el auto judicial hacia la posible participación de Julio Rodríguez en la muerte de la joven están las versiones contradictorias ante familiares y amigos de Nerea con las que justificó su ausencia, señalan, y la “constatación de que fue la última persona vista junto a Nerea, estando esta con vida”. También esa constatación de muerte violenta de la joven; el hecho de que el hallazgo de sus restos se realiza a pocos metros del mencionado motel o que entre las ropas de Nerea Añel, “apareciera una tarjeta bancaria a nombre de Julio González Sierra que acreditaría aún más la relación entre ambos en esa época”, indica la investigación policial.

“Estado de nerviosismo”

Por otro lado, las pesquisas llevadas a cabo por el grupo de investigación especializado de la Comisaría, “constataron que el último día en que se vio a Nerea Añel con vida fue el 15 de enero de 2020, sobre las 20.45 horas, en compañía de Julio González Sierra, en los accesos al motel Cancún; huyendo ambos juntos a la carrera por un sendero que bordea el motel; regresando Julio sobre la 01.00 del día 16 de enero, en visible estado de nerviosismo, sin Nerea”, afirma.

Fue la madre de la joven la que dio la alerta de su desaparición el 5 de febrero de 2020, mediante la presentación de una denuncia en la Comisaría Provincial de Ourense comunicando que su hija “no había dado señales de vida desde mediados del mes de enero, lo cual no era habitual en ella”, indica la investigación, pues a pesar de no tener domicilio fijo llamaba a su madre cada semana.

La madre confirmó que en ese momento Julio era la pareja de Nerea Añel y “se articularon desde entonces distintos dispositivos de búsqueda de la joven sobre el terreno, con la colaboración de diferentes unidades policiales y administraciones públicas, en el entorno del referido motel Cancún y del río Barbañica.

Ahí empezaron las contradicciones del presunto homicida, quien señaló que tras estar en el mencionado motel con la joven, esta había sido detenida por la Guardia Civil, algo que quedó descartado. El día 13 de septiembre de 2020 son localizados por unos paseantes los restos de Nerea Añel a menos de 250 metros del último lugar en el que fue vista huyendo en compañía de “Julito”. El cuerpo presentaba fracturas y lesiones compatibles con posible impacto.

Tras el estudio de todas las evidencias tenidas en cuenta por el grupo de investigación, se consideró que Julio González Sierra habría tenido participación en la muerte violenta de Nerea Añel Vázquez, por los indicios ya relatados.

Compartir el artículo

stats