Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El diseñador en sus ratos libres que logra un premio nacional

El peluquero ourensano Jorge de Álvarez, un modista autodidacta, segundo en los Premios Nacionales a la Moda para Jóvenes Diseñadores

Jorge de Álvarez, con algunos de sus diseños.

Cuando Jorge Álvarez García –su nombre artístico es el de Jorge de Álvarez– cierra su peluquería de Viana do Bolo, la moda absorbe su tiempo libre en buena medida. “Ser peluquero es mi trabajo, lo que me da dinero, lo que me gusta y en lo que me siento cómodo. La moda ha sido un hobby, por cierto nada barato, que siempre me ha gustado pero en el que nunca había llegado a hacer nada hasta hace pocos años”.

Este ourensano de 29 recién cumplidos ha conseguido un segundo lugar en los Premios Nacionales a la Moda para Jóvenes Diseñadores, que se entregaron el pasado viernes en Alcalá de Henares (Madrid). Él era el único candidato de Galicia. “Hacía diez años que no había un premio de aquí”, destaca. Peluquero con negocio propio desde hace siete años, Jorge de Álvarez lleva poco más de cuatro cultivando sus dotes en la costura de modo autodidacta, tras ese primer eco que se remonta a lo que veía hacer a su madre siendo aún un niño, y que le gustaba. “En las cuatro colecciones que hecho en mi vida, tres han sido premiadas, y dos de ellas con un primer premio”.

"Me dedico a la moda cuando libro, o cuando tengo que terminar una colección me tiro hasta las 2 o las 3 de la madrugada, y a veces incluso llevo a la peluquería el trabajo de los diseños, para los ratos disponibles”

Jorge de Álvarez - Diseñador y peluquero

decoration

Los lunes, en su día libre, sigue perfeccionando sus habilidades junto a Encarna Blanco, una modista de Viana do Bolo que ha sido su maestra y también supervisora. “Es trabajadora y reservada, y está muy poco valorada. Cose genial y me obliga también a coser”, subraya él. “Esto era como un trabajo de fin de carrera, tras cuatro años yendo a clase. "Me dedico a la moda cuando libro, o cuando tengo que terminar una colección me tiro hasta las 2 o las 3 de la madrugada, y a veces incluso llevo a la peluquería el trabajo de los diseños, para los ratos disponibles”, explica Jorge.

Jorge de Álvarez, junto a dos modelos que portaban sus diseños, en la gala de los premios.

La recompensa de este segundo premio que ha obtenido en el certamen nacional, organizado por la Asociación de Nuevos y Jóvenes Diseñadores Españoles (Ande), es una beca con fines formativos, para cursar patronaje industrial, una disciplina “en la que soy muy negado, así que me vendrá muy bien”, dice este ourensano con modestia.

“Mi propuesta está inspirada en la película Memorias de África, pero quería dar un giro de 180 grados. Quería que en vez de un amor entre un hombre y una mujer pudiera ser entre dos hombres, dos mujeres o una mujer consigo misma”

decoration

En sus redes sociales se pueden ver varios de los vestidos que ha diseñado en los últimos años para personalidades públicas del mundo de la música como Lucía Pérez –a la que ha vestido en varias ocasiones– o artistas de la orquesta Panorama. Jorge de Álvarez, que también colabora en un proyecto junto al cineasta ourensano Rubén Riós, llevaba más de un año sin sacar una nueva colección. “Era como empezar de nuevo, había mucha competencia y podía intuir que me podía ir bien pero no lo esperaba”, asegura el ourensano sobre el certamen de rango nacional.

Las bases marcaban como requisito presentar seis diseños. “Mi propuesta está inspirada en la película Memorias de África, pero quería dar un giro de 180 grados. Quería que en vez de un amor entre un hombre y una mujer pudiera ser entre dos hombres, dos mujeres o una mujer consigo misma”.

Su estilo es el “patronaje clásico, que marca mi estética”, indica Jorge de Álvarez. Los diseños que presentó al concurso son de tonos camel, beis, blanco y blanco marfil. Con la formación becada por su segundo lugar en los premios nacionales seguirá perfeccionando su capacidad en la moda, sin dejar la peluquería y sin cerrarse puertas. “Soy bastante de dejarme llevar y seguir lo que vaya surgiendo”, dice este diseñador de Viana do Bolo, cuyo estilo ya es reconocido a nivel estatal.

Compartir el artículo

stats