Suscríbete BLACK WEEK

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

EN CANAL //

Antonio Rico

Veo, veo

Como cada enero, haremos la predicción para el año nuevo televisivo. Las predicciones que salen del tarot, el horóscopo, o que simplemente se sacan de la manga como esta, no tienen ningún valor, pero son tan fáciles de hacer y gente con tantas tragaderas, que resistirse es imposible.

En 2020 seguirán triunfando en la tele personajes, como el Maestro Joao o Íker Jiménez o Carmen Porter. Seguirán soltando sus ocurrencias sobre cómo es el mundo creyendo que es el mundo quien debe adaptarse a lo que ellos dicen, y no lo que ellos dicen al mundo. Y seguirán encontrando personas que se crean sus pamplinas. Para completar el círculo, también seguirán triunfando en la tele algunas de estas personas que se creen cualquier gilichorrada, individuos que no pasaron por la escuela o la escuela no pasó por ellos. Como Gianmarco, a quien Telecinco trasplantó desde Italia a "GH VIP" para protagonizar este gran momento: tras una de las mil discusiones aburridas de la casa, el Maestro Joao le hizo el gesto de la cruz, y el hombretón quedó muerto de miedo y acabó llorando porque, decía, un adivino le había lanzado una maldición.

En 2020 también volverán a emitir la gala "Inocente, inocente" y un famoso volverá a tragarse una broma con fenómenos paranormales, espíritus y tonterías así. En 2019, le tocó a la jueza de "Got Talent" Edurne. Entre otras muchas pamplinas, creyó que sus canciones oídas al revés confirmaban que era la encarnación del último mensajero que anunciaba una profecía tibetana, creyó que se comunicaba telepáticamente -cuando simplemente le pusieron unos cascos ("Esto es una diadema que conecta hemisferios", le dijeron)-, creyó que querían secuestrarla vampiros energéticos para dominar el mundo, y creyó explicaciones como esta: "Esas tres franjas que mi compañero lleva pintadas en la frente son el wifi del universo, lo que nos conecta con la energía. Son tres franjas que representan los tres estados del universo, porque en la vida cuando lo que quiere ser y es, no es cuando lo que no es, es".

Veo, veo, que en 2020 seguiremos tan ceporros como en 2019.

Para continuar leyendo, suscríbete al acceso de contenidos web

¿Ya eres suscriptor? Inicia sesión aquí

Y para los que quieren más, nuestras otras opciones de suscripción

Compartir el artículo

stats