Suscríbete

Faro de Vigo

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

De los 19 candidatos que se presentaron a socorritas en Cangas, solo 7 fueron admitidos

Los excluidos no acreditaron la titulación requerida en las bases EEl Concello precisa de 25 profesionales para atender las 5 playas con Bandera Azul, más la de Rodeira

Asamblea para abordar el problema de la falta de socorristas en Cangas. | // G.N.

Las sospechas que había se confirmaron. La selección de socorristas para atender las playas con Bandera Azul en Cangas (Nerga Liméns, Areabrava, Areamilla y Menduiña), además de Rodeira, no fue capaz de cubrir la demanda existente, que para el Concello es de 25 socorristas y dos patrones para turnarse en la única embarcación disponible. Solo fueron admitidos siete socorristas en esta primera criba a la que se presentaron tan solo 19 personas. El hecho de que el número de aspirantes no alcanzara la demanda es otro dato que pone de manifiesto que el Concello de Cangas no es atractivo para estos profesionales, que prefieren otros municipios donde el salario es mayor y, en algunos casos, el trabajo es para todos los meses del año.

Los doce aspirantes que fueron excluidos no presentaron la acreditación de la titulación requerida en las bases. Ninguno de ellos fue rechazo por las otras tres causas que figuraban en las bases: no acreditar pagar las tasas, falta de Documento Nacional de Identidad (DNI) y no presentar la solicitud en el modelo de instancia señalado en las bases. Según las mismas, los candidatos debían tener, al menos, una titulación académica básica (Graduado Escolar) y cumplir las condiciones establecidas de forma general en este tipo de procedimientos. Las bases no especificaban las percepciones salariales. También dejan claro que el hecho de que en ningún caso la inclusión en dichos listados implicará derecho a nombramiento o contrato laboral y únicamente se garantiza que cuando el Concello de Cangas, lo considere conveniente, se respetará el orden de prioridad. A los socorristas y auxiliares de información y primeros auxilios en espacios acuáticos se les exige estar inscritos en el registro profesional de personal de este sector en Galicia y haber pagado las tasas de los derechos a examen.

Como se puede comprobar, no son unas bases atractivas. No garantizaban nada, por mucho que fuese seleccionado. Además, que el Concello de Cangas fuera reticente a indicar en las mismas el dinero que van a cobrar mensualmente por su trabajo no ayuda demasiado que se presenten muchas personas a este proceso de selección, que corrobora que el gobierno local tiene un serio problema para cubrir las plazas de socorristas necesarias para atender las playas con Bandera Azul.

Una complicada situación que tarda en resolverse

La solución no es fácil. La semana pasada el concejal de Facenda del Concello de Cangas, que se encarga de llevar a buen puerto este tema, aseguró que los profesionales se contratarían conforme fuera saliendo del proceso de selección. Las playas con Bandera Azul ya tendría que tener socorristas a esta alturas, con la temporada de verano ya comenzada. Ahora, el Concello de Cangas tendrá que optar por otro proceso, a la espera de obtener un mayor número de aspirantes, de esos que se haya quedado fuera del proceso de selección de otros municipios, donde sí las bases establecían una dinero a cobrar. Es que es muy difícil tener éxito cuando no se especifica el salario que el profesional va a percibir por su trabajo, cuando en otros concellos sí que lo hacen público. La otra alternativa es recurrir de forma urgente a una empresa, pero el gobierno local no estaba por la labor, después del fracaso que supuso la contratada el año pasado, que era por dos temporadas y decidió rescindir el contrato. Según la Asociación de Socorristas de O Morrazo, uno de los problemas actuales del sector es que muchos profesionales tienen la titulación otorgada en su momento por la Xunta de Galicia, tras las correspondientes pruebas, caducada y no renovada.

Compartir el artículo

stats